Canales populares

Las 15 formas más ridículas de morir





Todo el mundo tiene que morir, pero nadie querría hacerlo como nuestros protagonistas de hoy. Aquí tienes una breve crónica de 15 muertes realmente absurdas, ridículas y terribles.
Engullido por una pitón

therichest.com Hace solo unas semanas un grupo de vecinos encontró a las afueras de su localidad, en la Indonesia, una gigantesca pitón muerta por culpa de una indigestión. Al parecer, había engullido un bocado demasiado grande y había muerto al no poder digerirlo. 
Hacía días también que un vecino del pueblo había desaparecido y, por curarse en salud, decidieron abrir en canal al animal para descartar que pudiera haber muerto devorado. Allí estaba. 
Curiosamente, ninguno de los vecinos parecía muy alarmado por esta extraña forma de morir, al parecer en Indonesia, aunque poco frecuente, no es del todo inusual. 
El enema alcohólico 

therichest.com El alcoholismo provoca un terrible síndrome de abstinencia, cuyos síntomas obligan a quien lo sufre a mantener un nivel “óptimo” de alcohol en sangre sino quiere sufrir dolor físico y mental. Por eso no es de extrañar que tras ser operado de garganta y sin poder tragar nada, un hombre alcohólico decidió tomar su dosis de alcohol habitual por vía rectal con un enema. El problema es que la tasa de absorción de alcohol a través de esta mucosa es mucho mayor que la del estómago, por lo que, tras vaciar una botella de vino en su recto, murió de un coma etílico. 
Aguantar el pipi por una Wii

therichest.com La madre californiana de 28 años, Jenifer Strange, participó en un concurso de radio con la esperanza de ganar una consola de regalo para sus hijos. El reto era sencillo: Aguanta tu pipí por una Wii, el último en abandonar gana. Para hacer más rápido e interesante el juego, todos los presentes debían beber un vaso de agua cada cierto tiempo hasta que no pudieran más. Jennifer ganó por goleada pero la alegría no duró mucho, murió poco después de cantar victoria a consecuencia de una intoxicación de agua. 
Concurso de comida viva

therichest.com Seguimos con nuestra lista de muertes absurdas, esta vez la de Edward Archbold, de 32 años de edad y residente en Palm Beach, Florida, quien participó en un asqueroso concurso de comida viva para lograr ganar una pitón en 2012. 
A diferencia de los concursos de comida tradicionales, en este se debían degustar insectos. Así, Edward engulló 60 gramos de gusanos de harina, 35 gusanos de tamaño súper y un cubo de cucarachas. 
Todo parecía ir bien, hasta que minutos después de alzarse con le premio, vomitó y murió, se sospecha que por culpa de un shock anafiláctico.


El cocodrilo que quería volar

therichest.com Un pequeño avión se estrelló matando a todos los ocupantes menos uno. Las lecturas de la caja negra indicaban que no se produjo ningún fallo técnico, pero que hubo una auténtica situación de pánico a bordo que no lograban entender. 
Cuando el superviviente despertó del coma explicó que el avión transportaba un cocodrilo de gran tamaño que logró liberarse durante el vuelo, atacando a los ocupantes. Asustados, todos corrieron a cabina a protegerse, pero el exceso de peso desequilibró el avión provocando que este cayera en picado.  

El ahogamiento más irónico de la historia

therichest.com El grupo de socorristas de una piscina local de Nueva Orleans organizó una fiesta para celebrar un año sin ahogamientos ni incidentes. Todo un récord que acabó en tragedia cuando al finalizar la fiesta encontraron a Jerome Moody, de 31 años, flotando en la piscina. Moody no era socorrista, pero había 4 trabajadores en la fiesta y muchos de los asistentes también eran profesionales titulados. 
Babe 2: la venganza 

therichest.com Los cerdos son animales muy listos y seguro que sospechaban un terrible final cuando el granjero de Oregón, Terry Vance Garner, se los llevaba… Quizás por eso decidieron atacar, dar muerte y comerse al hombre cuando este tropezó y cayó en la cochiquera. Solo se encontraron algunos dientes y huesos. 
El golpe fatal

therichest.com Paul Gauci, un hombre de Malta de 41 años de edad, compró una gran maza para realizar una demolición en su hogar. Antes de volver a casa y para estar seguro de haber realizado una buena compra, decidió probar el mazo en la mediana de la carretera. 
Paul, golpeó varios objetos de basura que estaban por allí tirados, incluyendo lo que pensaba sería una lata de conservas oxidada. Se equivocó, el objeto de metal resultó ser una bomba de mariposa no detonada, un artefacto explosivo nazi oculto desde la Segunda Guerra Mundial. 
Muerte por dramatización 

therichest.com En 1991, una mujer tailandesa llamada Yooket Paen murió electrocutada mientras paseaba con su hermana. Paen resbaló trágicamente y, para frenar la caída, se agarró a un cable de alta tensión muriendo en el acto. Esto no fue lo más extraño de todo sino que, cuando la policía llegó, su hermana escenificó el accidente ante ellos, con tan mala suerte que acabó resbalando, agarrándose al mismo cable y muriendo igual que su hermana. 
Accidente por oso

therichest.com Un hombre canadiense de 25 años de edad y su acompañante de 40 murieron por culpa de un impacto contra un oso mientras circulaban por carretera. Lo raro es que el oso fue atropellado por otro vehículo, saliendo despedido por los aires y aterrizando sobre el coche de nuestros desafortunados protagonistas.
El zumo de la muerte

therichest.com Basil Brown, de Reino Unido, había llevado una vida poco saludable pero, por fin, estaba dispuesto a cambiar. Para lograrlo, adelgazar y revitalizarse, decidió tomar zumo de zanahoria todos los días, sin embargo, fue un poco exagerado en la cantidad. Brown consumió un galón de zumo al día y, después de diez, murió a causa de una insuficiencia hepática. 
Su hígado no fue capaz de metabolizar toda la vitamina A que ingería, lo que demuestra que las cosas buenas también pueden ser malas, si no se consumen con moderación.  
Muerte por tirón de calzoncillos

therichest.com Tras una noche familiar de borrachera, Brad Davis decidió demostrar a su padrastro que realizar un tirón de calzoncillos atómico (hasta la cabeza) era posible. Así y casi discutiendo, tiró de los calzoncillos de su padrastro con tal fuerza que logró colocarlos por encima de su cabeza, con tan mala suerte que la goma elástica se encajó bajo su barbilla provocándole la muerte por asfixia.Davis fue condenado por homicidio imprudente. 
Un partido electrizante

therichest.com Los 11 jugadores del equipo de futbol de la República del Congo murieron a consecuencia de un rayo durante la celebración de un partido de futbol en 1998 en África.  Lo extraño es que no hubo tormenta y nadie del equipo contrario resultó herido, por lo que los asistentes achacaron el accidente a un acto de brujería. 
Extenuado de amor


therichest.com El polígamo nigeriano Uroko Onoja prestaba demasiada atención a su nueva y joven sexta esposa, haciendo que sus antiguas mujeres se sintieran abandonadas. Tras volver de copas, Onoja tomó a su sexta esposa en el dormitorio, pero el resto de mujeres no estaban dispuestas a pasar otra noche más de dieta. Por ello, se turnaron para tener sexo con él por estricto orden de casamiento. Al llegar al quinto round, el semental dejó de valerse por sí mismo y murió extenuado. 
Aplastado por su última morada

therichest.com En 1982, Marc Bourjade trabajaba apilando ataúdes en la funeraria familiar, cuando una torre de estos se desplomó aplastándole. Por si no fuera suficiente ironía que un enterrador muera aplastado por un ataúd, fue sepultado en el mismo ataúd que lo aplastó, ya que como había sido dañado y manchado en el accidente, la funeraria no podía venderlo. 




0No hay comentarios