Check the new version here

Popular channels

Les arruinaron el mas grande negocio que armaban.Menos mal.

El proyecto por el que trabajaban la AFA y Cristobal López murió antes de nacer. El rol del gobierno, Tinelli, la iglesia y los clubes.



Ocho años. Fue en 2006 cuando Julio Grondona empezó a utilizar sus influencias en los niveles más variados para intentar abrochar un negocio que “salvaría a los clubes”. Era la supuesta nueva panacea, mucho antes incluso de la aparición de la caja del Fútbol para Todos. El paso del tiempo trajo dilaciones, marchas, contramarchas y la aparición de un nuevo actor, llamado a ser el dueño de un negocio difícil de cuantificar, por lo grandioso. Pero no: Cristóbal López, el hombre en cuestión, camina desde hace unos días con la certeza de que no será él quien se quede con el Prode bancado, una manera amable de denominar las apuestas online de los partidos que pretendía instrumentar. “El negocio no se hace con él ni con este gobierno. Está roto definitivamente”, le confirmaron esta semana a PERFIL dos fuentes, una del gobierno nacional y otra de la AFA, no vinculadas entre sí.

Socios especiales. Lo curioso de la historia es el final. Las mismas personas que aceptaron hablar del tema con este diario coincidieron en que uno de los actores principales del desenlace fue Marcelo Tinelli, que hace un año le vendió el 90% de su empresa, Ideas del Sur, a López. Que fue Tinelli quien operó para que el proyecto no avanzara a pesar del tiempo que López –dueño de Casino Club, líder en apuestas en el país– llevaba negociando con la AFA, primero con Grondona y después con Luis Segura. Que a Tinelli, además, le habían hecho saber que el mismísimo papa Francisco no veía bien la institucionalización de un sistema de apuestas deportivas. En julio, esa decisión de la Iglesia la había transparentado Jorge Lozano, el obispo de Gualeguaychú y presidente de la Pastoral Social: “Además de oficializar la incentivación en el fútbol y estimular el fraude deportivo, fomentará la adicción al juego”. Desde el entorno de Tinelli se desligan: dicen no tener “ni idea” del tema, de las presiones y de las sugerencias.

Sea como fuere, lo que no admite dudas es que la pretensión de López naufragó. “Es una cuestión de olfato, para que esto avance, tiene que haber un presidente de la AFA más fuerte y un horizonte más claro a nivel nacional. Falta un año para que esas dos cosas se den, entonces no tiene sentido apurarse”, explica una de las fuentes. En ese contexto, parece un chiste indagar por las chances de que se concrete la otra parte del negocio que quería López: hacerse de los derechos para la transmisión de los partidos por internet a nivel internacional. Suena a ciencia ficción.
El contrato entre la AFA y López por las apuestas iba a ser canalizado a través de Santa Mónica, la empresa que comercializa la imagen de la Asociación del Fútbol. Una de las fuentes aporta otro detalle: “En el actual contrato entre Santa Mónica y la AFA existía un derecho de preferencia a favor de la empresa sobre el negocio de las apuestas. Eso ya se rompió también”.

Del lado del Gobierno, sobre todo en las épocas de Julio Grondona, quienes se sentaban a negociar eran Carlos Zannini y Jorge Capitanich.
El papel de la AFA. Entre las herencias que recibió, este asunto es uno de los más incómodos para Segura. Consciente de su debilidad como presidente, por un lado quiso blindarse al darle a Tinelli el manejo de la comunicación de la AFA, pero por otro siguió escuchando en Olivos las charlas técnicas que le daba (y le sigue dando) Máximo Kirchner. En una tercera posición está el resto de la dirigencia del fútbol, que aspira a que se abra una nueva caja, la más grande que jamás haya disfrutado cualquier estamento deportivo. Algunas estimaciones calculan que, una vez puesto en marcha ese negocio, podría recaudar 500 millones de dólares por año, de los que el 11,5% le correspondería a la AFA.

Pero el tema nunca llegó a las reuniones del Comité Ejecutivo en la calle Viamonte. Si hasta Rodolfo D’Onofrio, presidente de River, cuestionó la falta de datos precisos, una semana después de la muerte de Grondona: “Queremos saber de qué se trata el Prode bancado”, levantó la voz en TN a principios de agosto.

Ahora, los dirigentes más cercanos a Segura le piden que denuncie en la Justicia a las 17 empresas de apuestas internacionales que lucran con el fútbol argentino en el mundo. Ninguna tiene contrato con la AFA, por lo que esa actividad es ilegal.

Muy verde. En Argentina, sólo las provincias de Misiones y Tucumán tienen reguladas las apuestas por internet. Para que haya un marco nacional, debería modificarse el artículo 75 de la Constitución Nacional, que establece que las disposiciones sobre apuestas dependen de cada provincia; o bien sancionarse una nueva ley que confiera ese poder a Lotería Nacional, que además debería ser refrendado por las loterías provinciales. “Llegar a ese acuerdo es muy difícil, llevaría mucho tiempo de gestiones. Se tienen que poner de acuerdo las 23 provincias, la Ciudad y el gobierno nacional. Y acá, hasta hoy, no nos trajeron ni un borrador”, cuenta una fuente de la Cámara que agrupa a los casinos y bingos.

La letra chica de esa maraña tal vez ya no le importe a Cristóbal López; sabe que serán otros quienes jueguen con esa pelota. Cuando los tiempos, el Gobierno y la AFA estén en otras manos, menos amigas de las suyas.
0No comments yet