Check the new version here

Popular channels

Ley de Murphy: Parte 1


La ley de Murphy es un enunciado basado en un principio empírico que trata de explicar los hechos acontecidos en todo tipo de ámbitos 1 , a grandes rasgos, se basa en el adagio siguiente: «Si algo puede salir mal, saldrá mal». Esta frase, que denota una actitud pesimista y resignada ante el devenir de acontecimientos futuros, sería aplicable a todo tipo de situaciones, desde las más banales de la vida cotidiana hasta otras más trascendentes.

Indudablemente es una ley empírica, de la que se consideran con seriedad sus posibilidades, 2 ya que a pesar de lo banal que puede sonar, su espíritu se puede tomar como una forma de memorizar el diseño defensivo y las precauciones frente a los riesgos inminentes en diversas situaciones y ámbitos.
La ley fue enunciada por Edward A. Murphy Jr., que trabajó en experimentos con cohetes sobre rieles puestos en práctica por la Fuerza Aérea de los Estados Unidos en 1949.




Si algo puede salir mal, saldrá mal.

No hay límite a lo mal que pueden salir las cosas.

Todo sale mal simultáneamente.

Todo lo malo se repite.

Nada es tan fácil como parece.

La conclusión siempre es equivocada.

Las casualidades se pondrán de acuerdo para hundirte.

Hagas lo que hagas, aún cuando decidas no hacer nada por si acaso, serás criticado.

Tu opinión será tomada por estúpida en cualquier caso.

Con lo grande que es el mar, una sola mierda y darás con ella.

Los gastos experimentan siempre un crecimiento muy saneado.

Si hablas, te criticarán; si callas, también.

Todo pequeño problema tiende a aumentar hasta hacerse irresoluble.



Si el problema tenía fácil solución, su planteamiento habrá sido tan erróneo que lo convertirá en imposible de resolver.

La solución siempre aumenta el problema.

Nunca se tiene en cuenta lo más evidente.

Si sigues una regla, se te aplicará una excepción.

Prevalecerá sobre todo lo demás aquello que más daño
pueda causarte.

La mejor manera de encontrar algo es no buscarlo.

Para un gran problema no existe solución.

Cualquier ayuda empeorará la situación.

La solución a un problema añade otro problema.

El enemigo es infalible.

Las malas rachas se acumulan.



Las excepciones siempre superan en número a las reglas.

Los zapatos pueden ser bonitos o cómodos, pero nunca ambas cosas.

El prospecto siempre se coloca en el lugar que más molesta.

La ayuda de Windows nunca te llevará a la solución de tu problema.

No importa nada lo que estés sufriendo porque cuando lo cuentes siempre te dirán que eso no es nada en comparación de lo que ellos han sufrido.

Si lo guardas, nunca lo necesitarás. Si lo tiras, sí.

Concentrarse en evitar un mal es suficiente para que no puedas evitar que suceda.

Los malos presentimientos siempre se cumplen.

Los programas informáticos se cuelgan en los momentos más críticos.

Aún cuando nada pueda salir mal, saldrá mal de todos modos.

Los errores imposibles de descubrir son infinitos en su variedad, en contraste con los detectables que por definición son limitados.

Un proyecto mal planeado se lleva tres veces el tiempo estimado para terminarse, uno bien planeado tomará solamente el doble.



Los métodos para conseguir más fácilmente el objetivo no suelen funcionar.

En cualquier grupo de datos, la cifra que evidentemente es correcta, sin ninguna necesidad de comprobación, es la errónea.

La fatalidad ayuda a los defectos, por muy ocultos que estén.

Cuando no lleves prisa, la luz se pondrá verde en cuanto tu vehículo se haya detenido por completo.

Si al principio no tienes éxito, destruye toda prueba de que lo habías intentado.

Los problemas triviales se eliminan pronto, los problemas importantes nunca se solucionan.

Las tolerancias se acumularan unidireccional mente hacia la máxima dificultad del proyecto.

Las especificaciones de los fabricantes sobre el rendimiento se deben multiplicar por un factor igual a 0,5.

En especificaciones, la Ley de Murphy anula la ley de Ohm.

La Ley de Murphy anula prevalece ante cualquier otra ley.



Si los cables se pueden conectar de dos o más formas diferentes, la primera que pruebes es la que causa más daños.

Un oscilador controlado por cristal oscilará en una frecuencia distinta; si oscila.

Una herramienta caerá siempre donde pueda hacer mayor daño.

Si dispone del manual de servicio, no lo necesitará.

El cliente que llama todos los días para preguntar si esta reparado su aparato, tardará 3 semanas en pasar a recogerlo cuando esté terminado.

El 50% de los usuarios de aparatos electrónicos solo lee las instrucciones después de haber estropeado el equipo con su uso indebido, el otro 50% ni aun así las lee.

Si usted intuye que hay cuatro posibilidades de que una gestión vaya mal y las evita, al momento aparecerá espontáneamente una quinta posibilidad.

Cuando tienes que hacer un trasbordo, si el avión en el que vas lleva retraso, el siguiente saldrá puntual.

Nunca pienses que ya no podrás caer más bajo.

Si un experimento tiene éxito, algo ha salido mal.

En todo hogar, las plantas más feas sobreviven al resto.

A dos talentos iguales, el extranjero es el más apreciado.

Si la mantequilla es dura, la tostada será frágil.

Los antivirus causan más problemas que los propios virus.

No hay situación que no pueda empeorar.

En una playa nudista, todos estarán mejor dotados que tú.

Cuando te acuestes tendrás más problemas de los que tenías al levantarte.

Si fue malo volverá.

Si es malo, permanecerá.



La solución que has pensado creará más problemas.

Si puede romperse, se caerá.

Todo puede complicarse más de lo que puedas creer.

Saltar un obstáculo te servirá para ver el siguiente.

Si ha sido difícil de desembalar, será imposible volverlo a embalar.

Todo lo que ocurra te perjudicará.



Siempre habrá alguien presente cuando cometas un error.

Los aparcamientos aparecen cuando ya no los necesitas.

Si una cosa no puede salir mal, acabará saliendo mal de todas formas.

Si todo parece que sale bien, es evidente que se te ha pasado algo.

Nunca sale nada como habías planeado.

Cuando aparezca un nuevo problema, debes saber que viene acompañado.

Cada solución aporta nuevos problemas.

Nadie está cuando lo necesitas.


Las placas del auto dicen "La Vida es Buena"

Duda y acertarás.

Cualquier cosa que añadas a una comida para sorprender a tus invitados, la estropeará irreversiblemente.

El presente es el mejor momento para retrasar cualquier tarea.

Cuando encuentres algo que hacía tiempo que habías perdido, perderás otra cosa de inmediato.

Si puedes llegar a la pieza estropeada, no tendrás la herramienta para desmontarla.

Si compras, los precios habrán subido recientemente. Si vendes, los precios habrán bajado recientemente.

Cada reparación crea nuevas averías.



La naturaleza encuentra rápidamente la debilidad.

Un pequeño error de cálculo afectará a lo que más daño pueda causar.

La ley de Murphy anula cualquier otra ley.

La ayuda de Windows nunca te ayudará.

La culpa nunca es del gobierno.

Si lo financias, da el dinero por perdido.

Si dejas que las cosas vaya a su aire, irán mal. Si intervienes, irán peor.

Si tienes que hacer trasbordo en un vuelo, el primer avión llevará retraso y el segundo será perfectamente puntual.

Siempre queda algún virus.

Los costes de prevención superarán al coste de la suma de todas las posibilidades previstas.
Cuando encuentres la solución, el problema ya no existirá.

Lo normal es preverlo todo excepto lo que ocurrirá.

Si falta una página, adivina dónde estará la información que necesitas.

Todo lo que pueda ir mal, lo hará al mismo tiempo.

Excepción a la ley anterior: Si todo lo que puede ir mal no lo hace simultáneamente, lo hará en el peor orden posible.

Las cosas que pueden ir mal nunca terminan.



No importa lo que salga mal, siempre encontrarás quien, después, te diga que sabía como evitarlo.

Los problemas nacen, crecen, se multiplican y permanecen.

Basta desear firmemente que algo no ocurra para que acabe ocurriendo.

Todos los objetos inanimados pueden moverse lo necesario para fastidiarte.

El taladro que no pudo causar ni un arañazo a una sólida pared, provocará el derrumbe del tabique en el que piensas colgar un cuadro.

La calefacción se estropea para anunciar una inminente ola de frío.

Cuando llega la ola de calor, les toca el turno de averías al aire acondicionado y a todos los ventiladores disponibles. Simultáneamente.

Todos te habrían ayudado antes de que hubieras terminado el trabajo.

Si en tu vida aparecen 3 oportunidades, lo harán simultáneamente.

De entre las 3 oportunidades, escogerás la peor.

Si las 3 oportunidades eran buenas, las dejarás escapar.



Si te vistes a oscuras y sales a la calle sin mirarte al espejo, estarás haciendo pasar un rato divertido a los transeúntes.

Hay algo más asqueroso que encontrar un gusano mientras comes una manzana: encontrar medio gusano.

La anilla de una lata de cerveza se romperá únicamente en el caso de que sea la única que queda en la nevera.

El último día de tus vacaciones conocerás a la persona más interesante de tu vida.

Un experto es cualquiera que venga de fuera.

Puedes escoger tu enemigo: hazle antes un favor.

Si piensas en algo bueno, no sucede; si es malo, dalo por hecho.

Siempre, lo que no has podido hacer es más importante que lo que has hecho.

Ninguna factura es más barata que el presupuesto.

Cualquier cosa que digas será mal interpretada.

No hay mujer que pueda entrar en una gran superficie comprando únicamente lo que quería comprar.

Los tiempos favorables son breves.

Todo es según el cristal que no ponen para que miremos a través de él.

La verdad no es objetiva.



Toda excursión es cuesta arriba, contra el viento, con lluvia, frío e incomodidades.

Los planes más sofisticados nunca funcionan. El resto de planes, tampoco.

Toda constante varía.

Nunca necesitarás nada que guardes por si lo necesitas.

Nunca hay tiempo para hacerlo bien pero siempre hay tiempo para hacerlo mal.

Si mueves algo pesado con perseverancia, terminará por caerte encima.

Si quieres que algo baje de precio inmediatamente, cómpralo.

De entre miles de títulos en bolsa, comprarás las acciones de una empresa que se va a la quiebra.
La causa principal de los problemas son las soluciones anteriores.

Un programa hace lo que le dices, no lo que quieres que haga.

Ningún programa es tan fácil como parece.

Por mucho que busques, siempre hay una manera más fácil de hacer las cosas.

No creas en milagros, ampárate en ellos.



Cualquier programa acabado es obsoleto antes de ejecutarse por primera vez en un ordenador.
Si un programa es útil, tendrá que ser modificado.

Si un programa es inútil, tendrá que ser documentado.

No importa la capacidad del disco duro; la información se expandirá hasta llenarlo por completo.

Hasta que un programa no se haya distribuido durante 6 meses, no se descubrirá el error más nefasto.

La complejidad de un programa aumenta hasta exceder la capacidad del programador.

Cuando un cuerpo se halla sumergido en el agua, llaman a la puerta.

No hay tráfico, a menos que tengas que girar a la izquierda.

Tu coche es el que más gasolina y aceite gasta.

Si en un gran aparcamiento solo quedan dos coches, el otro impedirá que el tuyo pueda salir.

Nunca se sabe quien tiene razón, pero se sabe quien manda.

Es más fácil entrar que salirse de cualquier cosa.

Los que viven más cerca son los últimos en llegar.

Cualquier superficie horizontal pronto es llenada hasta su límite.

Si te dan dos órdenes opuesta, obedece las dos.


0
0
0
1
0No comments yet
      GIF
      New