Check the new version here

Popular channels

Los Delitos Cometidos En Nombre De Ayotzinapa

Desde el 26 de septiembre pasado, cuando en Iguala fueron asesinadas seis personas, heridas más de una decena y desaparecidas 43, diversos grupos sociales han protestado con pancartas y pintas de indignación, lo han hecho con marchas e incluso han provocado incendios.

Y la mañana del 11 de noviembre, como casi cada día desde el día trágico, grupos radicales de la Coordinadora Estatal de Trabajadores de la Educación de Guerrero --CETEG-- y presuntos normalistas llevaron a cabo “acciones de protesta” para exigir la presentación con vida de los desaparecidos en Iguala.

¿Qué hicieron esta vez?

Cubiertos los rostros y armados con machetes, bombas molotov, palos y picos, los normalistas y maestros tomaron el aeropuerto internacional de Acapulco, no sin antes enfrentarse a elementos policiacos que trataron de impedir el avance de las mil 500 personas que, se calcula, mantienen cerrado el aeropuerto.

Según los reportes, los manifestantes advirtieron que durante tres horas nadie saldría ni entraría al puerto aéreo.

Y esto es sólo otro ejemplo de cómo un sector de la sociedad --vinculado con la izquierda más radical e ideologizada--, utiliza el doloroso crimen de los Guerreros Unidos para arrogarse el derecho a delinquir.

Lo anterior sucede, además, ante la actitud indolente --y aun sumisa-- de las autoridades locales y federales, y con el apapacho de una izquierda justiciera que hace malabares para excusar la violencia y la criminalidad de una parte de los suyos.

Así, en el colmo de la contradicción --y, quizá, de la estupidez y de la hipocresía--, son algunos de los mismos grupos que protestan por la violencia que se vive en algunas regiones del país, los que cierran carreteras y aeropuertos, secuestran autobuses y edificios, e incluso no dudan en incendiarlos.

Y todo a nombre de los normalistas muertos a finales de septiembre.

Por todo eso, La Otra Opinión presenta un recuento de los crímenes cometidos bajo las ondas de la bandera de Ayotzinapa.

11 de noviembre

Integrantes de la CETEG irrumpieron en la sede del PRI en Guerrero luego de enfrentarse con policías que intentaron detenerlos, sin éxito. Tras el asalto del edificio, los trabajadores fueron desalojados con violencia y, después, los maestros incendiaron el inmueble. “Llegaron entre 400 personas, no sabemos si son maestros o manifestantes, pero tomaron las instalaciones e incendiaron las instalaciones del partido”, dijo el líder del tricolor en la entidad.

10 de noviembre

Luego de tomar otra vez la caseta Palo Blanco en la autopista del sol, normalistas secuestraron --es decir, robaron-- una pipa con 10 mil litros de gasolina. “Pa’ la causa”.
Un grupo de personas agredió, en Veracruz, al senador Alejandro Encinas. Entre gritos de "asesino" y

9 de noviembre

En Chilpancingo, normalistas tomaron casetas, donde detuvieron autobuses y camiones de transporte. ¿Para qué los detuvieron? Para extraerles la gasolina. Según ellos, así obligarán a los empresarios a ejercer presión sobre el gobierno.

8 de noviembre

Un grupo de llamados anarquistas arrojó bombas molotov contra la puerta y las ventanas del palacio nacional, donde se provocó un incendio que pronto fue sofocado por el sistema antiincendios del lugar.
Mientras, la izquierda redentora, entre teorías conspiratorias y acusaciones del tipo “les importa más una puerta que los 43 estudiantes”, justificó la violencia generada. ¿Condenar un acto de vandalismo significa, en esa lógica, no darle importancia a la masacre de Iguala?

6 de noviembre

En Morelos, las oficinas del CEN del PRD fueron vandalizadas durante la madrugada del jueves. Con pintura roja, bañaron la fachada del inmueble, donde además grafitearon la palabra “Ayotzina”.
En la tradición del bloqueo de tránsito, estudiantes de la Universidad Autónoma Benito Juárez de Oaxaca cerraron el paso de una avenida principal. Sobre ella, varios jóvenes se acostaron, impidiendo el libre tránsito de los automovilistas.
La CETEG tomó el Palacio Gobierno de Chilpancingo e impidió el acceso a trabajadores y otras personas que buscan realizar algún trámite en el inmueble.

5 de noviembre

Integrantes de la Coordinadora Estudiantil Normalista (CENEO) secuestraron dos camiones de transporte público y tomaron la caseta de Huitzo, en Oaxaca, donde impidieron el cobro de peaje para solicitar apoyos forzados a los automovilistas que quisieran continuar su viaje.
A la altura del 'Parador del Marqués', maestros de la CETEG bloquearon ambos carriles de la autopista del sol. Después de seis horas, se retiraron de la vía.
Mientras miles de personas marchaban sobre Reforma, grupos de anarquistas robaron tiendas de autoservicio, hicieron pintas y, en Insurgentes, incendiaron una unidad del metrobús y la estación Ciudad Universitaria.
En Guerrero, la Asamblea Nacional Popular exigió la aparición de los estudiantes desaparecidos. ¿Cómo? La ANP, acompañada de policías comunitarios, maestros disidentes y normalistas cerraron tres de los accesos a Tixtla. Pero eso no fue todo. Además, tomaron 2 tiendas departamentales y amenazaron que no habría actividad económica durante el día. ¿Por qué? Porque ellos decían.

4 de noviembre

En Chilpancingo, estudiantes del Frente Único de Normales Públicas de Guerrero (FUNPEG) --algunos con la cara cubierta-- cerraron una tienda de autoservicio, asaltaron dos camiones de reparto y regalaron lo obtenido a las personas alrededor.
La CETEG, por su parte también bloqueó dos peligrosísimos centros comerciales en Guerrero: "Galerías Diana" y "Galerías Acapulco”. Amenazaron seguir con este tipo de acciones hasta la reaparición de los 43 normalistas. La pregunta es, ¿y toda la gente que para subsistir depende de su trabajo en estos lugares? ¿Joder a quien sea por la causa?

3 de noviembre

Ahora en la capital de Guerrero, los normalistas bloquearon Galerías Chilpancingo, como parte de su “plan de acción”.

31 de octubre

En Oaxaca, estudiantes de la CENEO, en su tercer día consecutivo de protestas, reclamaron la presentación de los normalistas. ¿Cómo? Realizaron pintas en las oficinas del PRI Oaxaqueño y en varios edificios públicos, así como en un banco, donde además quebraron los cristales. Y, para rematar, dañaron cuanto vehículo vieron en actitud amenazante.

30 de octubre

De nueva cuenta, la CNTE cerró accesos del aeropuerto de Oaxaca. Y no, no hubo clases en el estado otra vez.

29 de octubre

La CNTE, cuya causa parece ser cualquiera menos la educación, bloqueó accesos del aeropuerto de Oaxaca. Los dizque maestros suspendieron las clases 3 días.
Ahora la furia de los normalistas e integrantes de la CETEG fue descargada contra la residencia oficial del gobernador del estado, Casa Guerrero. En el lugar, los violentos se enfrentaron a elementos de seguridad, incendiaron una camioneta y derribaron tres puertas.
Normalistas de Michoacán, algunos encapuchados, vandalizaron las instalaciones del PRI y del PRD en el estado.

27 de octubre

A bordo de camiones secuestrados, los maestros de la CETEG llegaron a Galerías Chilpancingo, donde cerraron el inmueble armados con palos y ocultando sus rostros.
En otro lugar del estado, normalistas tomaron la caseta de Palo Blanco, donde pidieron cooperaciones a los automovilistas que quisieran continuar su viaje. Extorsión, pues.

26 de octubre

Un grupo de normalistas tomó Radio Capital Máxima, en Guerrero, y pidió a la sociedad civil a acudir a tiendas departamentales a “tomar lo que es del pueblo”; es decir, incitaron al robo.

25 de octubre

Diversos grupos de normalistas asaltaron 4 tiendas comerciales en la capital de Guerrero. Del lugar, robaron --es el término preciso-- despensas y electrodomésticos, porque “la causa” también necesita lavar su ropa.

24 de octubre

En el DF, manifestantes del Partido Comunista de México y del Frente de Juventudes Comunistas bañaron con pintura roja las instalaciones del CEN del PRD.

23 de octubre

Supuestos estudiantes, bloquearon todos los carriles de la avenida Insurgentes Sur, en el Distrito Federal, para protestar por Ayotzinapa.

22 de octubre

“Con los rostros cubiertos, más de 30 supuestos estudiantes de la escuela Normal de Ayotzinapa y maestros de la Coordinadora Estatal de Trabajadores de la Educación de Guerrero (CETEG), causaron destrozos e incendiaron el inmueble municipal (de Iguala). El temor en los habitantes de Iguala llevó al cierre de algunos comercios, e incluso del centro comercial Plaza Tamarindos, que fue saqueado por la tarde por encapuchados.”, reportó El Universal. La CETEG se deslindó de los hechos.

21 de octubre

De nueva cuenta, la CETEG, en su justísima protesta, incendió la sede del PRD en Guerrero. Mientras tanto, normalistas tomaron el ayuntamiento y bloquearon las entradas a Chilpancingo.

16 de octubre

Otro grupo de encapuchados cerró calzada de Tlalpan, a la altura del Metro San Antonio Abad, como protesta por los crímenes de Iguala.

15 de octubre

Un grupo de encapuchados cerró avenida Insurgentes como protesta por los crímenes de Iguala.
La CETEG tomó otra vez la caseta de Palo Blanco, de la autopista del Sol, donde pidió cooperación.

14 de octubre

Estudiantes de la Escuela Normal Indígena de Cherán marcharon hacia Morelia, Michoacán, para exigir la presentación de los normalistas. En el acto, hicieron lo de siempre: secuestrar camiones, vandalizar el Palacio de Gobierno y todo violento edificio que consideraron un riesgo para la integridad de los 43 desaparecidos.

13 de octubre

A lo largo del día, normalistas y miembros de la CETEG tomaron edificios públicos, entre ellos el palacio de gobierno de Guerrero y el congreso local. Ahí, vandalizaron y saquearon los inmuebles, para luego prenderles fuego. Además, durante varias horas, mantuvieron secuestrados a los burócratas al servicio del gobierno.

10 de octubre

La CETEG toma dos bancos en Guerrero, de los que desalojan a la gente. Luego, por medio de pintas y pancartas, exigen la presentación de los 43 normalistas.

9 de octubre

La CETEG tomó la caseta de Palo Blanco, de la autopista del Sol, donde solicitó cooperación para la causa, ¿a cambio de qué? Del tránsito de los automovilistas.

8 de octubre

Durante la manifestación que recorrió Reforma, un grupo radical agredió con agua y piedras al líder moral del PRD, Cuauhtémoc Cárdenas, al historiador Adolfo Gilly y a Salvador Nava.
En Oaxaca, la CNTE, dividida en varios grupos, tomó la bandera de Ayotzinapa. Así, un grupo obligó el cierre de los comercios de Plaza Valle y varios negocios más de la colonia Reforma. Otro protestó en la Macro Plaza. Y uno más de los grupos tomó la caseta de la carretera hacia Puebla. Finalmente, otro contingente bloqueó la carretera federal, a la altura del aeropuerto internacional Benito Juárez.

5 de octubre

“Alumnos de las escuelas normales de Guerrero tomaron la caseta de Palo Alto, en la autopista del Sol y con rumbo al destino de Acapulco, donde realizan algunos destrozos a las plumas, cámaras de vigilancia y equipo que se encuentra en las 10 casetas de cobro”, reportó El Universal.
0
0
0
0
0No comments yet