Canales populares
  1. Entretenimiento
  2. »
  3. Taringa!
  4. »
  5. Info

Por qué debes darle a Linux una oportunidad en tu máquina




El principal motivo que podría darte para comenzar a usar Linux es que se trata de un sistema operativo libre y de código abierto. No me refiero al hecho de que sea gratuito, que sin duda también es importante, sino a las implicaciones que conllevan que el código del sistema no esté oculto, sino a la vista de usuarios y desarrolladores.
Una importante consecuencia de que el código se encuentre al alcance de todo el mundo es que el sistema se vuelve más seguro, puesto que toda una comunidad de desarrolladores que lo utiliza como herramienta de trabajo lo observa y contribuye de manera activa en sus mejoras de funcionamiento y desarrollo.



Al contrario de lo que mucha gente piensa, no es un bajo numero de usuarios, y por tanto un desinterés por parte de los atacantes, lo que hace seguro a Linux. De hecho Linux es un sistema operativo muy usado, no solo por grandes y pequeñas empresas, sino cada vez por mayor número de usuarios a nivel de escritorio.



Las razones reales que hacen a Linux más seguro son, entre otras, su sistema de usuarios y de adjudicación de diferentes permisos a cada uno de ellos. Quizás al principio pueda resultar extraño, e incluso molesto, el esquema de privilegios de Linux, al menos para la mayoría de usuarios que se acercan al sistema por primera vez, pero créeme, esto es lo que consigue que en tu sistema nadie, ni nada, pueda borrar cosas que no debe, instalar programas inadecuados ni "destrozará" partes importantes ni configuraciones del sistema. Más adelante entraremos más a fondo a explicar en profundidad este sistema de usuarios y permisos que se basa en los fundamentos y filosofía misma sobre la que se construyó Linux.




Otra razón que lo hace más seguro es que Linux no es una gran máquina de dimensiones descomunales que ha de moverse en bloque y por tanto difícil de mover, reparar, corregir o cambiar. Linux funciona más bien como un gigantesco grupo de muy pequeñas máquinas que funcionan en perfecta sincronía y simbiosis. En este sistema, cada parte, cada función a realizar (desde el gestor de ventanas, hasta el sistema de instalación de programas, pasando por cada parte del sistema operativo), es un pequeño programa independiente y por tanto es fácil de eliminar, reparar, reinstalar o sustituir.



Existen otras muchas razones por las que esta seguridad es un hecho demostrable, pero no es este el único contenido de este artículo, así que de nuevo lo trataremos también más delante cuando hayamos comenzado a conocer las distintas partes de este sistema operativo.
Puede que también estés pensando ahora que se trata de algo pensado más bien para esos superordenadores que deben usar los profesionales. La verdad es que en realidad la mayoría de herramientas que los desarrolladores de software utilizan, no requieren una gran cantidad de recursos. Además, resulta que la cosa es justamente al revés, Linux hace un uso muy responsable de los recursos de tu máquina, tanto por su manera en sí de trabajar, como por sus altas posibilidades de configuración. Tanto es así que incluso un distribución Linux puede ser una buena opción para dar nueva vida a esa vieja torre o portátil que tienes por casa porque "va muy lento" y ya se ha quedado anticuado.




Mucho software a tu disposición
Quizás te preocupa que al hablar de Linux empecemos a ponernos muy técnicos y no puedas seguirnos por no ser un experto en la materia. Nada más lejos de la realidad. En este sentido debes saber que los grandes desarrolladores han pasado también por esta etapa y seguramente han tenido dudas incluso más básicas que las tuyas. Sin embargo, ahora vamos a una parte que te resultará fácil de comprender y seguramente muy atractiva.
Si utilizas una distribución Linux, tienes a tu disposición una cantidad inimaginable de software de manera gratuita y lo que es más importante, de todo tipo. Hoy en día existen soluciones de software libre para dar respuesta a todo tipo de necesidades del usuario, ya tenga un perfil profesional y trabaje en una empresa, como para aquellas personas que desean utilizar Linux a nivel individual.
Lo mejor de todo es que es facilísimo instalar y desinstalar programas en Linux y además sin la preocupación de no saber si estos programas han dejado por ahí "restos" de su instalación como ocurre en otros sistemas operativos. Una razón más por la que tu Linux se mantendrá siempre "en forma".


En este tipo de sistemas, no tendrás que navegar por cientos de páginas de Internet buscando algún software que te sirva, descargarlo, seguir su proceso de instalación, o hacer un uso indebido de programas propietarios para los que no tienes un licencia legal. Por el contrario, la fuentes de software en Linux funcionan a través de una serie de servidores centralizados (a los que llamamos "repositorios" donde se almacenan los programas de manera controlada y segura. Como podrás comprobar y explicaremos en el Manual de Linux, el propio sistema operativo se ocupa de buscar para ti cualquier paquete de software cuando se lo solicitas.
¿Te haces una idea de lo fáciles que pueden llegar a resultar las cosas cuando te acostumbras a hacerlas así? Voy a contarte algo más que se deriva de este tipo de funcionamiento. El sistema se actualiza muy a menudo. Cada uno de los pequeños módulos del sistema operativo recibe sus propias actualizaciones y correcciones. Por tanto, el propio sistema te proporcionará también de manera automática cada nueva actualización de todo el software de tu ordenador, ya pertenezca al propio núcleo del sistema operativo o a cualquier programa que hayas instalado a posteriori.
Ahora que quizás te hayas animado... ¿por dónde empiezas con algo que desconoces?




Empezaremos con Ubuntu
No te preocupes por nada. Para acompañarte a través del proceso de introducirte en la filosofía de Linux, hemos elegido una distribución concreta. Esto hará que tú puedas seguir cada paso que vayamos realizando, de una manera definida y fiable. La distribución que vamos a usar es Ubuntu.
Es probable que muchos entendidos en la materia sean partidarios de distribuciones más "técnicas", pero no es nuestra intención empujarte a la piscina sin flotador, sino acompañarte desde la orilla paso a paso hasta que quizá seas capaz con el tiempo de atravesar por tu propia cuenta un mar entero nadando. Nuestra idea es que cada paso que des en este proceso te resulte relajado, cómodo y entendible. Sólo de esta manera podrás llegar a convertirte en un usuario experimentado e independiente, seguro de escoger por sí mismo la distribución que desea utilizar y perfectamente capacitado para manejarla.
Las razones por las que hemos elegido esta distribución se basan precisamente en esa filosofía sobre la que queremos trabajar. Entendemos que Ubuntu te proporcionará un entorno cómodo y seguro, donde poder dar tus primeros pasos dentro del mundo de Linux. Es ampliamente utilizada por miles de usuarios en todo el mundo y es a menudo puerta de entrada a Linux para muchas personas.
Esto hace que exista una comunidad de usuarios enorme que continuamente hace aportaciones y a la que es extremadamente fácil solicitar información en caso de duda. De hecho hay muchísima información escrita en español acerca de Ubuntu y todo lo que le rodea.
La interfaz de Ubuntu te resultará seguramente bastante intuitiva y amigable, lo que facilitará tu aprendizaje y experimentación.


0No hay comentarios