Check the new version here

Popular channels

¿Por qué la tinta de la impresora es muy cara?

Cada vez que nos toca ir a comprar tinta para la impresora de casa, nos lo hemos preguntado: ¿por qué es tan cara la tinta de la impresora? ¿Es el nuevo oro líquido? A veces resulta demasiado exagerado, porque puede llegar a salir más rentable el hecho de comprarse una impresora nueva, con sus recambios de tinta a la mitad, que un cartucho nuevo, y original.



Bien, la razón de esto es la innovación. No es que la tinta en sí sea cara, sino que lo que es más costoso es la tecnología con la que los fabricantes producen este preciado líquido, que puede llegar a ser más caro que un perfume de lujo. Entre tecnología y patentes de los componentes de la tinta, esto se eleva tanto, que ya llega a costar más que la propia impresora.

Pero esto último también es cosa de marketing, pues es el llamado “efecto gillete”: mientras que el producto primario (la cuchilla con su mango), es más barato para fidelizar al cliente, luego tenemos los recambios, que son más caros, porque ya has captado al cliente, y le ha gustado el producto, y por tanto, hay que compensar la inversión en innovación.

El precio medio por litro de tinta puede llegar a los 1.400 euros, que resulta mucho más costoso que un litro de Chanel nº5, para que nos hagamos una idea. Y eso que los cartuchos no tienen ni 10 mililitros. Por eso, las opciones low cost han arrasado: o bien comprar cartuchos de marca blanca, o bien rellenar los originales, siempre, claro está, produciendo una pequeña pérdida de calidad.




Por tanto, cabe preguntarnos, si es mejor seguir innovando e invirtiendo dinero en impresoras más avanzadas, o por el contrario, intentar avanzar en tecnologías que permita rebajar el precio y ser accesible a más bolsillos.
0
0
0
0No comments yet