Check the new version here

Popular channels

¿Por qué siempre elegimos la cola más lenta del súper?





¿Por qué siempre elegimos la cola más lenta del súper? Las matemáticas responden







Seguro que esta escena te resulta familiar: después de haberte perdido por los pasillos del supermercado tratando de encontrar el paquete de azúcar, que lo cambian de sitio cada dos por tres, se acerca el glorioso momento de pasar por caja.
Ante tus ojos, un panorama desolador. Cuatro líneas abiertas y cuatro colas de gente ansiosa que, como tú, desea salir del laberinto. Decides situarte en la que, aparentemente, está menos llena. Solo tienes que esperar tres turnos y parece que va rápido…




Has olvidado, sin embargo, que el caballero que está pagando va a hacerlo con tarjeta. Tampoco te has fijado en que la madre que está segunda en la fila ha consentido que su hijo vaya, de una carrera, a por los helados de tres euros. Por último, evidentemente, no has reparado en que la señora mayor que te precede abandonaba por un momento su compra en busca del kilo de tomates que se le había olvidado.




cola
Te fijas en las cajas de alrededor y te das cuenta de que hubieras tardado menos en cualquiera de ellas. Maldita sea… Tal vez pienses que estamos describiendo tu vida, que esto solo te ocurre esto a ti, o que los designios de la ley de Murphy son inescrutables. Sentimos desilusionarte. Ni eres único ni es cosa del azar: todo tiene su explicación y ésta viene de la mano de las matemáticas.
Detrás de una simple cola están los números que te indican cuánto tiempo suele tardar, de media, un cliente en pagar, y cuánto tiempo suele esperar, de media, un cliente que llega – novato e inocente – a la cola.
números
La rama de las matemáticas que este tipo de cosas se conoce como la teoría de colas. Aunque pueda parecer irrelevante, resulta de gran importancia para las empresas: cuando los clientes tienen que esperar para recibir un servicio o adquirir un producto, están pagando un coste – en tiempo – más alto del que esperaban. Y eso repercute de forma negativa en el prestigio de la compañía.




Con los datos que hemos mencionado, los expertos en teoría de colas aplican la distribución de Poisson, que es la herramienta matemática que se utiliza para expresar la probabilidad de que ciertos hechos suceden en un período de tiempo determinado. ¿Quién te dice a ti que la señora de delante no va a decidir, de repente, irse a otra cola? Eso sería maravilloso, ¿no? Pues también hay que tenerlo en cuenta, como tantos otros factores.
mujer super
A pesar de la aleatoriedad y del ‘puede suceder o no’, el resultado siempre será el mismo (y lo cierto es que es bien lógico…) Si el supermercado tiene cuatro cajas, la cola que hayas escogido tendrá un 25% de probabilidad de ser la más rápida, mientras que las demás, en conjunto, tendrán el 75% restante. Por eso casi siempre te va a parecer que tu elección ha sido incorrecta.
Por eso, la próxima vez que vayas al supermercado, cuenta hasta diez y ten paciencia con el niño que no llega o la señora que ha vuelto a olvidarse algo. Porque si bien la teoría de colas identifica el problema, no puede ofrecer la solución. Simplemente le da pistas al director del supermercado para que él mismo decida si compensa colocar el sistema de cajas de una forma o de otra.



0
0
0
0No comments yet