Check the new version here

Popular channels

Saber si el espejo tiene 2 caras, ¿te miran del otro lado?

Como sabes si un espejo tiene dos caras. 
si te estan mirando del otro lado o te pueden ver. 









¿Alguna vez estuviste en un baño, un vestidor u otra área privada con un espejo que daba la sensación de que alguien te miraba? Puedes comprobar si un espejo es transparente si observas la manera como está instalado y usas algunas técnicas simples para determinar si hay una pared detrás de él. Quizás estés al tanto de la prueba de las uñas, aunque existen maneras más precisas de saber si un espejo es de dos caras.






Pasos



Observa la manera como está instalado el espejo.
 Un espejo de dos caras es una pieza de vidrio recubierta de una sustancia conocida como cristal reflectivo pirolítico. El lado recubierto reflejará los objetos, mientras que el otro lado se verá como una ventana polarizada. Para que el espejo de dos caras funcione tiene que estar instalado dentro de una pared (en vez de estar colgado). De esa forma, las personas que estén al otro lado de la pared podrán ver a cualquiera que se pare frente al espejo. Por lo tanto, si observas que detrás del espejo hay una pared, puedes tener la seguridad de que no se trata de un espejo de dos caras.[1]
Si parece que el espejo está colgado, trata de ver detrás de él para asegurarte de que haya una pared.
Por otro lado, si parece que el espejo hace parte de la pared, es muy probable que se trate de un espejo de dos caras.
Anuncio


Revisa la iluminación.
 Para que un espejo de dos caras funcione, la luz en el lado que refleja tiene que ser 10 veces más brillante que en el otro lado. Si la luz es más débil, será posible ver a través del cristal.Mira a tu alrededor y determina si la iluminación parece ser exageradamente brillante. De ser así, es posible que estés en frente de un espejo de dos caras.Sin embargo, si la luz de la habitación es relativamente tenue y no puedes ver a través del cristal, quizás se trate de un espejo común.


Trata de mirar a través del cristal.
 Presiona tu cara contra el espejo y ahueca las manos alrededor de tu rostro para crear un espacio oscuro que bloquee toda la luz posible. Cuando lo hagas, si la luz en la sala de observación es más brillante que la de la habitación en la que te encuentres, deberás poder ver algo más allá del cristal.



Alumbra el espejo.
 Si aún no estás convencido(a), apaga las luces y alumbra el espejo con una linterna (puede ser la "linterna" de tu teléfono.). Si en realidad se trata de un espejo de dos caras, la habitación del otro lado se iluminará y podrás verla.


Haz sonidos en el espejo.
 Golpea suavemente la superficie del espejo con tu nudillo. Un espejo normal producirá un sonido mate y plano, ya que quizás se encuentre en frente de una pared. Por otro lado, un espejo de dos caras creará un sonido abierto, hueco y con eco, ya que habrá un espacio abierto en el otro lado.

En los casos más extremos, considera romper el espejo.
 Quizás no sea la opción más lógica, ya que al romper el cristal crearás un destrozo y pondrás en riesgo tu seguridad. Sin embargo, en teoría puedes romper el espejo para saber si es de dos caras. Si se trata de un espejo común, se hará pedazos y verás su respaldo o una pared sólida. Por otro lado, si se trata de un espejo de dos caras, verás la habitación que se encuentra detrás de él.





Revisa si el espejo es de primera superficie.
 Existen dos tipos de espejo: de primera superficie (son muy costosos de producir) y de segunda superficie (los espejos comunes que encuentras en cualquier lugar). Puedes descubrir la diferencia entre estos dos tipos de espejo con tus dedos. Si tocas un espejo de segunda superficie con tu uña, no podrás alcanzar tu propio reflejo. En vez de eso, verás un espacio que se produce por una segunda capa de cristal que recubre la superficie que refleja. En el caso de los espejos de primera superficie podrás alcanzar tu reflejo cuando los toques con tu dedo, ya que no cuentan con una capa adicional de cristal. Los espejos de primera superficie son poco comunes, por lo que si encuentras uno es muy probable que tenga un uso muy específico y sea de dos caras. Sin embargo, el método de tocar el espejo no es completamente confiable por las siguientes razones:[2]
Debido a las variables (como la iluminación y el material con el que esté fabricado el espejo) puede ser muy difícil determinar si en realidad alcanzas a tocar tu reflejo. Quizás pienses que estás tocando un espejo de primera superficie, cuando en realidad no sea así.
De igual forma, es posible que un espejo de segunda superficie también sea de dos caras. Si hay otros factores que indican que el espejo es de dos caras (como la iluminación y la forma como está instalado el espejo), no dejes que la prueba del reflejo de tus uñas sea el factor decisivo.
0
0
0
0No comments yet