Canales populares

¿Te interesaría trabajar solo tres días por semana?

Trabajar menos horas cada semana es un anhelo de muchos en estos tiempos y en algunos países, especialmente en Europa, las semanas laborales de menos de 40 horas son muy comunes, lo que resulta un verdadero sueño para los trabajadores en Estados Unidos.
EEUU es uno de los países donde más horas se trabaja a la semana, según datos de la Organización para la Cooperación Económica y el Desarrollo (OCDE), entidad encargada de analizar tendencias de empleo y productividad en el mundo con sede en París (Francia).



En Estados Unidos se trabajan 1.798 horas al año, o 35 horas a la semana, y el salario anual promedio por hogar es de $54.000.
Más horas de trabajo no significan más salario. Otros países en el grupo de los que más horas trabajan son ejemplo de ello. En Corea, uno de los campeones del trabajo, se trabajan 2.092 horas al año y el salario promedio es de $35.406.
Chile es otro de los líderes en horas por año con 2,102. El salario promedio de los chilenos es de 15.820. Según la OCDE, el país tiene uno de los peores niveles de desigualdad en los ingresos a pesar de que los trabajadores laboran 40 horas por semana o más.
México es otro ejemplo. De hecho, es el país donde más se trabaja en el mundo industrializado. En México, el promedio es de 2.317 horas al año o cerca de 45 horas a la semana y el salario promedio es de $9.885.
Hace poco, el multimillonario mexicano Carlos Slim propuso semanas laborales de tres días y promovió la discusión sobre el número de horas que se debe trabajar en un una economía moderna. Su propuesta incluye más tiempo libre y retrasar la jubilación, considerando que la esperanza de vida ha aumentado en años recientes
Los que menos trabajan
Las economías donde más horas se trabaja contrastan mucho con países europeos como Holanda, donde los trabajadores en promedio trabajan solo 29 horas por semana y el salario promedio es de $47.000.
Dinamarca es otro ejemplo, con un promedio de horas de 33 a la semana y un ingreso anual de $46.000. Igual ocurre en Noruega, con 33 horas a la semana ($44.000 de ingreso), e Irlanda con 34 horas por semana ($51.000 de ingreso).
Además, la cultura laboral en estos países es flexible: Los trabajadores tienen más días de vacaciones en comparación con otras economías desarrolladas, y es normal que tengan derecho a licencias especiales por paternidad, enfermedad y otras cosas.
No se trata de trabajar más, sino mejor
En países con culturas y éticas laborales muy conservadoras, como en Estados Unidos, Corea o Chile, trabajar y trabajar mucho está asociado con el éxito económico y la calidad de vida. Pero esto no es necesariamente cierto.
Diversos estudios han demostrado que trabajar más no siempre genera aumentos en la productividad. Ese es el caso de un estudio de 2011 de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) cuya conclusión es simple: más horas no te hacen más productivo y de hecho cuando trabajas mucho puede ocurrir que finalices menor cantidad de trabajo o que la calidad de lo que haces sea inferior.
La clave está en la productividad
En realidad lo importante no es trabajar más, sino ser más productivos. Y aunque trabajar más horas puede generar más producto final esto no siempre hace que un país eleve su nivel de vida ni que su población avance en materia de ingresos.
Las economías modernas están haciendo énfasis en elevar la productividad con otras estrategias diferentes a aumentar el número de horas. Algunas de estas claves según la OCDE, son las siguientes y aplican tanto para los países como para tus hábitos personales de trabajo:
Tecnología. El cambio tecnológico es clave en elevar la productividad. Nuevos equipos y nuevas formas más sofisticadas de hacer las cosas te pueden llevar a hacer más con menos recursos y en menos tiempo.
Eficiencia. No es solo tecnología. Se trata de buscar formas de hacer mejor un proceso en tu trabajo para obtener mejores resultados. La eficiencia máxima sería obtener la producción máxima posible con la tecnología actual. La clave está en asegurarte de que estás usando las mejores prácticas en tu trabajo.
Ahorro en costos. Unafuente clara para elevar la productividad de tu trabajo está en los costos. Hacer lo mismo a menor costo genera resultados inmediatos en tu trabajo y si eres dueño de tu empresa, vas a tener un aumento en tus ganancias.
0
0
0
0No hay comentarios