Popular channels

Un presente lejano de la crisis que agitan



Rattazzi se quejó en IDEA por la situación económica, pero FIAT vendió 74.117 autos en ocho meses, el segundo mejor registro de la marca.

Las cifras de la industria automotriz –pese a las menores exportaciones a Brasil y la baja del consumo interno–, el sector bancario, los servicios, las petroleras y mineras evidencian crecimientos record de sus resultados operativos.

Por Cristian Carrillo

El discurso encendido de los principales referentes empresarios en el Coloquio de IDEA dista de la realidad que reflejan los sectores que representan o incluso de sus propias compañías. Las quejas por la supuesta pérdida de rentabilidad, los controles cambiarios, la regulación sobre el sector privado y la falta de seguridad jurídica para atraer inversiones volvieron a eslabonar el rosario de todos los años en el foro empresario. No obstante, al ser consultados lejos de los paneles desde los que arengan el descontento empresario, reconocen que nunca ganaron tanto dinero como en los últimos años. Las cifras de la industria automotriz –pese a las menores exportaciones a Brasil y la baja del consumo interno–, el sector bancario, los servicios, las petroleras y mineras evidencian crecimientos record de sus resultados operativos.

La restricción de divisas fue el tema más recurrente entre los directivos. “Hoy tenemos divisas escasas para importar los hidrocarburos que dejamos de producir”, se quejó el titular de Shell Argentina, Juan José Aranguren. El sector más comprometido con el esquema de venta de dólares administrado es el automotor. No obstante, las terminales reconocen un trabajo continuo con el Gobierno y que la caída en las ventas se compensa. El titular de FIAT Argentina, Cristiano Ra-ttazzi, es uno de los que más se queja por la caída de la actividad y las ventas, pero su firma vendió en los primeros ocho meses del año 74.117 unidades, con lo que se ubica tercera entre las más vendidas, y segunda en producción, con 62.001 vehículos. Pese al descenso en torno del 10 por ciento en ambos indicadores, es el segundo mejor registro histórico de la marca en el país.

“Es un escenario complejo, en el que existe un problema de escasez de dólares y el mercado externo, pero no tuvimos impacto en el empleo”, señaló a este diario Gustavo Castagnino, director de Relaciones Institucionales de Mercedes-Benz. Explicó que la caída en las ventas de la marca en automóviles por el impuesto a los bienes de lujo es compensada con utilitarios, comerciales livianos y camiones. La firma, que acaba de lanzar un nuevo utilitario de producción local, suele reunirse con los funcionarios. Carlos Galmarini, director de Relaciones Institucionales de Ford, señaló a este diario que “en 2014 vamos a terminar exportando más que el año pasado”. La compañía lidera la producción de automóviles, con 67.569 unidades. La firma del óvalo invirtió 470 millones de dólares entre 2011-2013 para el lanzamiento de un nuevo modelo de pick up, automóvil y producción de motores con localización piezas. “Una venta de 680 mil unidades como se estima este año sigue siendo una buena cifra. Lo que pasa es que se compara con el record de 955 mil del anterior”, aseguró el directivo de Ford.

El tema de la regulación estatal se coló en los distintos segmentos de la actividad económica. El presidente de la Sociedad Rural, Luis Miguel Etchevehere, se quejó por las retenciones y aseguró que los productores vendieron a las cerealeras 35 millones de toneladas que no sabe si fueron liquidadas. En el caso de la actividad agropecuaria, las mediciones son dificultosas, pero el precio de la hectárea de la zona núcleo de la provincia de Buenos Aires –una de las más buscadas por sus rindes– es actualmente de 16 mil dólares, lo que la ubica en los mismos niveles de octubre de 2010. Los banqueros se quejaron por los mínimos impuestos a los plazos fijos para los ahorristas minoristas y una supuesta pérdida de rentabilidad. Según el último informe del Banco Central, el sector bancario acumula una ganancia en lo que va del año de 33.425 millones de pesos, un 110 por ciento por encima del resultado obtenido en igual lapso del año pasado.

La supuesta ausencia de reglas claras conlleva –según lo argumentado por los empresarios– a baja inversión de largo plazo. En minería se registra una cartera de inversión de 30.000 millones de dólares. También se observan importantes inversiones en el segmento de servicios, que en la actualidad muestra un ingreso de divisas anuales por 6500 millones de dólares.

FUENTE
0
0
0
0No comments yet