Check the new version here

Popular channels

Yegua & Groncha: la musa erótica del peronismo



INFOnews dialogó con los creadores del colectivo artístico que le dio vida al personaje más provocativo y políticamente incorrecto de las redes sociales. Humor, sexo y peronismo en los tiempos de "la grieta".

En una época en la que Facebook y Twitter se erigen como un nuevo actor a la hora de marcar la agenda política nacional a la par de los diarios y canales de noticias, el colectivo artístico Yegua y Groncha llegó a las redes sociales para desacartonar la política y parodiarla desde un concepto erótico y satírico. Peronismo, desnudez y provocación conviven en un proyecto visual que busca reivindicar la doctrina justicialista, la mujer latinoamericana y la cuestión popular, desde el conurbano bonaerense.

“No me genera mucho trauma desnudarme”, advierte desde el inicio Noe, la actriz principal que se pone en la piel de la Yegua y Groncha. Chiquitita y sutil, pero muy llamativa, cuenta que se inició en el teatro independiente como actriz y que, tras 15 años de remarla, comenzó a trabajar junto con el fotógrafo Max Letcher, para después poder darle vida a una serie de imágenes que -si bien nació como una propuesta estrictamente erótica-, decidieron expandirla. Exploraron un nuevo terreno al agregarle a las provocadoras producciones un tinte político. “El gran chiste de la política y el erotismo. Nos planteamos armar un personaje para mover a través de las redes sociales que contara nuestra historia, nuestros orígenes, pero con contenido político", explican.

Aquello que empezó como un proyecto under entre cuatro amigos (a Noe y a Max se le unieron dos colaboradores más) que se viralizó por las redes sociales, rápidamente ganó seguidores y detractores. El colectivo de Yegua & Groncha difunde su arte principalmente a través de cuentas de Facebook, Twitter, un blog y un sitio web. Según detallan sus creadores, el proyecto no se duerme en los laureles del nudismo y la coyuntura política sino que busca reivindicar la “cuestión popular” sin ningún tipo de prejuicios ni fronteras.

“Queríamos laburar la cuestión irónica y el humor desde un águlo nuevo, que nunca se hubiera hecho. Nos veníamos politizando intensamente, y comenzamos a meter símbolos y consignas peronistas detrás del erotismo. Nos cuesta definirnos como erotismo en sí; se trata de una cuestión muy popular. El grupo de fotografía está formado por familiares y amigos nuestros. Como locaciones de las fotografías generalmente utilizamos el entorno de nuestros familiares, en el conurbano, que son nuestros orígenes. Y en otros casos las hacemos en nuestra casa-estudio", especifican los artistas.

Yegua y Groncha tuvo su bautismo de fuego en los medios con una entrevista publicada en el suplemento Ni a palos. Desde el colectivo Y&G pensaron que sería apenas un recuadro, pero la sorpresa fue mayúscula cuando al comprar el diario advirtieron que eran nada más ni nada menos que la portada del suplemento. "Cuando comenzamos a hacer ruido, a ganar seguidores, no nos pesó para nada. Nos gusta que esto sea popular. De todos modos, tenemos menos prensa que la mierda", bromearon.

INFOnews: ¿Se les acercó alguien del mundo de la política cuando el proyecto ganó fama?

Yegua & Groncha: Sí, nos contactaron varias agrupaciones políticas para felicitarnos por el trabajo pero también para que trabajáramos con ellos, pero decidimos desestimar esas propuestas. Nosotros somos peronistas, es muy claro de qué lado estamos, pero no podemos resignar la libertad artísitca que tenemos por cobrar un sueldo, perderíamos la esencia. Tenemos nuestros límites bien claros. Lógocamente tenemos una gran relación con miles de organizaciones, hacemos trabajos de onda, difusiones, pero preferimos seguir trabajando así. Ya tenemos el estigma de que somos de La Cámpora y nos tildan de “Planeros”. Nos llama gente que trabaja para algún político en campaña que quiere trabajar con nosotros, pero no nos interesa.

IN: ¿Y cuál es el límite artístico de Yegua & Groncha? ¿Con qué no se permiten hacer humor?

Y&G: No nos reímos de cualquier cosa. Hay cosas que no nos causan gracia. El tema de la muerte, la inseguridad. No nos da risa el motochorro (Gastón Aguirre, quien fue registrado por un turista mientras lo asaltaba), ni los linchamientos. la violencia explícita no nos causa gracia. Escribimos una nota o difundimos un comunicado, pero no ironizamos con esos temas. No es nuestro estilo.

IN: Es esperable que tengan detractores tanto dentro del peronismo como fuera del movimiento.

Y&G: Sí, a veces son más los mismos compañeros los que quizá se ofenden, o nos atacan desde el lado del feminismo. A veces es divertido porque hay gente sensible dentro del kirchnerismo a la que le parece políticamente incorrecto todo esto. Algunos se indignaron cuando hicimos la foto de la malla con las manos de Perón. Son tiempos diferentes, ese tema es algo mítico ya. Por ejemplo, yo no podría jugar con la figura de Néstor. Pero lo de Perón es otra cosa. Y desde el feminismo, quienes nos criticaron terminan siendo más machistas que Cacho Castaña. Confunden desnudo con cosificación. Nosotros jugamos con el culo, el cuerpo, nos divertimos con eso, pero no lo vendemos como una cosa, se trata de un hecho artístico. Las cosas terminan confundiéndose, pero no es así.

IN: ¿Cómo se difunde un hecho artístico de estas características en los tiempos de las redes sociales, donde todo es tan fugaz?

Y&G: Tenemos muchísimos seguidores en Facebook, pero hay mucha gente que no comprende el proyecto. Sabemos que lidiamos con un público que mira todo por dos segundos y listo, se van. No se detiende a contemplar la obra, los detalles, el contexto. A veces nos autocensuramos para que no nos denuncien y nos bloqueen la cuenta. Quizá sólo hay una determinada porción de gente que le da a la obra el tiempo que merece. Pero la calidad de las fotos en Facebook es horrible, y en Twitter no podés escribir nada, las fotos las tenés que abrir. Por eso nos manejamos más por la página web.

IN: Más allá de la reinvindicación peronista y popular, siguen una agenda de la actualidad en las producciones. ¿Cómo hacen para ajustarse a la agenda mediática?


Y&G: Nos interesa mucho la pelea con Clarín, los fondos buitre, la Ley de Medios, pero a veces se pierde un poco en la coyuntura la mirada más popular, más amplia. Queremos rescatar eso, no sólo quedarnos en la imagen. Utilizamos la televisión como inspiración. Sólo para sintonizar el canal TN un ratito, luego de los discursos de Cristina en cadena nacional. Miramos las columnas que posteriormente hacen Marcelo Bonelli y Nelson Castro, por ejemplo, y nos resultan geniales, muy graciosas. De todos modos, intentamos no ser tan obvios. Queremos relajar la mirada, no queremos caer en la militancia extrema. Está bueno transitar el medio del camino aunque estés claramente de un lado.

IN: ¿Les llegó alguna oferta desde la televisión?

Y&G: No, nunca nos contactaron de los programas denominados "militantes". Pero de todos modos no nos interesa mucho, vamos por otro lado. Quizá sí participaríamos de un debate específico, pero no nos interesa ese tipo de militancia. A veces hay mucha autopaja kirchnerista que no nos interesa. Quizá nos atrae más la radio que la televisión, más allá de qu eseamos un proyecto netamente visual.

IN: ¿Les molesta ser tildados como "agrupación kirchnerista"?

Y&G: Les hacemos chistes a algunos periodistas, algunos son muy obvios. Pero no nos ensañamos con nadie. Cuando hicimos la remera de Luis D'Elía que decía "Amor amor amor", algunos medios decían que el kirchnerismo vendía las remeras a través nuestro, nos tildan de "artistas K".

IN: Tras el éxito en las redes sociales, ¿Cómo sigue la historia de Yegua & Groncha?

Y&G: Seguiremos mostrando nuestra obra por el interior del país, donde nos inviten. Queremos acercar las producciones fotográficas y abrir debates inesperados, más allá de lo artístico y lo político. Hace un tiempo fuimos a una universidad en Rosario que no se caracteriza por ser oficialista y la respuesta fue muy buena. Nos felicitó gente que quizá no tenía nada que ver con el peronismo y se copó con el arte, entendió la propuesta. También participamos de muestras de arte erótico, pero tampoco buscamos encasillarnos, no sólo se trata de esto. Además nos interesa hacer radio, a pesar de que el proyecto es súper visual. Y en diciembre presentaremos el libro de la Yegua & Groncha, que reúne muchas producciones.

Desde el arte, el erotismo, la cuasi pornografía y la política partidaria, el colectivo artístico de Yegua & Groncha siempre se las ingenia para provocar. Una reacción inmediata, una fantasía sexual, un llamado a la unión nacional y popular, o tan sólo una reivindicación del peronismo de la vieja escuela. "Nos encantaría hacer producciones con Alberto Samid, o Guillermo Moreno, sería genial. Siempre tengo la fantasía de que un día Cristina, en medio de un discurso, muestre una foto nuestra y diga '¿Qué es esta bosta?'. Ahí sí que no sé qué haríamos. Si llegara a hablar mal de nosotros, cerramos todo", ironiza Noe.

FUENTE
0
0
0
0
0No comments yet
      GIF
      New