Check the new version here

Popular channels

10 alimentos que nunca tenés que darle a tu perro

Hay ciertos productos de consumo cotidiano que son prohibitivos para tus mascotas.






Si sos de las personas que todos los días le cocina la comida a tus mascotas o le da las sobras del almuerzo y de la cena. ¡Presta atención! Sin saberlo, podés causarle problemas en su salud.

Por eso, en esta nota armamos una lista de los diez productos que no deberían incluir en su alimentación. Mirá








Ajo: a diferencia de los humanos, para el cual esta especie de planta es sumamente beneficiosa para el corazón, en los perros genera trastornos en la sangre, lo que les podría causar anemia.

Cebolla (ni cruda ni cocida):
al igual que el ajo contiene sustancias que ellos no están metabólicamente preparados para degradar.

Caramelos: muchos contienen Xilitol, un edulcorante que les podría causar convulsiones, problemas en el hígado e incluso la muerte.

Uvas y pasas de uvas:
pueden ocasionarles trastornos gastrointestinales y problemas en el hígado.


Huesos: "Pensemos un segundo. Si algo que no se degrada en millones de años en la tierra, ¿puede hacerlo un estómago en tan sólo unas horas? El consumo de huesos genera constipación y obstrucciones gastrointestinales que requieren cirugías de urgencia", reveló la Dra. María Silvia Barattero, docente de la cátedra de Nutrición de la UBA y médica veterinaria del Laboratorio Labyes a DiarioPopular.com.ar.


Carne cruda: al consumirla, podrían contagiarse de enfermedades parasitarias. Su consumo siempre tiene que ser cocida.



Palta: por su contenido de persina, puede ocasionar trastornos en la glándula mamaria y acumulación de líquidos en los tejidos.

Chocolate: "Por su contenido de teobromina, puede generar trastornos gastrointestinales, arritmia, problemas en el hígado y hasta la muerte", precisó Blanca Kolln, Directora de Investigación & Desarrollo de Mars (Compañía que produce Pedigree y Whiskas).Carne cruda: al consumirla, podrían contagiarse de enfermedades parasitarias. Su consumo siempre tiene que ser cocida.

Leche: "es un punto de discusión. Cuando los mamíferos nacemos tenemos enzimas en nuestros estómagos para digerirla. Pero a medida que maduramos, esas enzimas se dejan de generar, porque naturalmente dejamos de consumir leche. Por eso, los veterinarios no recomendamos el consumo, porque las mascotas suelen ser intolerantes a la lactosa y les generan diarreas. Pero me ha pasado de tener pacientes que como nunca dejaron de tomarla, la toleran perfectamente incluso a edad avanzada", contó Barattero.

Tomates: Al no poder digerirlos correctamente, se transforman en alimentos tóxicos, especialmente los verdes. Las salsas también suelen caerles mal, ya que les producen descomposturas gastrointestinales.






Sin embargo, los alimentos que sí se pueden suministrarles son las zanahoria, las espinacas, el maíz, gluten de maíz, trigo, arroz, remolacha, semillas de sésamo, de lino y soja. Pero ojo, porque si sólo les damos estas comidas, podemos estar desbalanceando su dieta. "Recordemos que los perros y gatos requieren cerca de 40 nutrientes esenciales, cada uno de ellos debe estar en la forma correcta y en la cantidad adecuada para brindar una nutrición completa y balanceada", concluyó Kolln.
0
0
0
0
0No comments yet