Check the new version here

Popular channels

#Vinyl de rayos x censurados en la ll Guerra Mundial




Al acabar la Segunda Guerra Mundial, los soldados soviéticos de vuelta a casa se trajeron como recuerdo objetos que no había en aquella época en la Unión Soviética. Por ejemplo, discos con música occidental, grabaciones censuradas por el Gobierno en un intento de detener la influencia extranjera, contraria ideológicamente a los países del bloque soviético.

Y como el vinilo era escaso y se dependía de las copias que venían a través de Europa del Este, donde los controles sobre los discos eran menos estrictos. Los ingeniosos rusos comenzaron la copia de los discos prohibidos, en radiografías de rayos X rescatadas de contenedores de residuos hospitalarios.



Así surgieron los ‘discos de huesos’ o ‘discos de costillas’. Al principio se hacían con la ayuda de un dispositivo especial, la música se registro en radiografías gruesas y luego se cortaron de manera muy artesanal con tijeras de manicura en discos de 23 a 25 centímetros de diámetro, a veces con lados desiguales, dada una etiqueta y con el agujero central hecho con un cigarrillo. Este disco ahora tenía la doble función de ser tanto como un registro de sonido, así como registro de rayos x del cuerpo humano; imágenes de costillas, cráneos y extremidades rotas por las ondas sonoras y destrozadas por la música inscrita sobre la superficie. En la radiografía de un cráneo, por ejemplo, la canción de Anna Kapitány "What A Nice Evening We Have" puede ser escuchada, y la imagen junto a la canción se puede crear una asociación sin lugar a dudas mórbida. Esto es lo que hizo posible que este disco multimedia casi contemporáneo de información, de hecho, un objeto extraño "reciclado" encontró su camino a los estantes de los coleccionistas de discos, así como los archivos de sonido de la Radio Húngara, donde todavía se pueden encontrar.

József Hajdú encontró una belleza en este antiguo "multimedia" y decidió hacer la situación más compleja al hacer fotografías (impresiones de contacto y ampliaciones que conservan las cualidades originales del contraste original) directamente de la radiografía / record. Al ampliar los negativos Polaroid 9x12cm 50x60cm realza las formas espaciales invisibles bajo la superficie del cuerpo de los huesos y las vísceras cuyos tonos se han mejorado aún más por la profundidad y el patrón de surcos en los registros de dos lados. Las tres capas en las ampliaciones con sus tonos modulados de la claridad y el resultado en un tono sensual, así como espacio especialmente mental.

Después ante la demanda y la falta de grabaciones de música ‘no recomendada’ y que las dificultades agudizan el ingenio, el método para duplicar los discos se perfeccionó con antiguos fonógrafos a manivela. Grabaciones clandestinas que se distribuían de manera similar como las copias de texto samizdat, literatura prohibida por el régimen soviético.



De esta manera Elvis viajaba en los pulmones de un moscovita con tuberculosis y Duke Ellington en la exploración craneal de la tía Masha. Música occidental prohibida, guardada de manera clandestina en el ‘interior’ de ciudadanos soviéticos. Y con la que otros se jugaban la vida por poder escuchar sonidos diferentes.

0
0
0
1
0No comments yet