About Taringa!

Popular channels

A 31 años del golpe, la intolerancia sigue presente

A 31 años del golpe militar, la intolerancia sigue presente

La foto muestra a un gendarme en el momento en que arranca un afiche que pide por la aparición de Jorge López. Fue sacada anoche en una estación de trenes del conurbano bonaerense.
El uniformado pertenece a uno de los organismos que debe buscar al albañil desaparecido.






A 31 años del golpe de Estado la sociedad argentina parece haber tomado una fuerte conciencia sobre lo ocurrido durante la última dictadura militar. Sin embargo, desde algunos sectores se sigue reivindicando el accionar de las Fuerzas Armadas en aquellos años, lo que hace pensar que la llama de la intolerancia aún sigue viva.

La foto en la que un gendarme rompe unos afiches que reclaman por la aparición del testigo del juicio contra Etchecolatz, Jorge López, son una muestra de ello. La imagen fue registrada anoche en el túnel de la estación de trenes de Longchamps, de la ex línea Roca, por un lector de minutouno.com.

Lo contradictorio de la escena es que este hombre pertenece a uno de los organismos destinados por el Gobierno a la búsqueda del albañil desaparecido.

“Tengo la impresión de que hay una renovación en las Fuerzas Armadas y que hay una generación que no fue cómplice, pero que todavía no tienen clara cuál es su misión”, explica a minutouno.com, el historiador Hugo Chumbita.

Más allá del pedido de perdón de cierto sector de la Fuerza y hasta del “mea culpa” del general Martín Balza en su momento, todavía hace falta una reformulación de la formación en todas las instituciones encargadas de la seguridad.

En este sentido Chumbita reconoce que le “consta que se está empezando a hacer, pero todavía no se ven los frutos. Es evidente que todavía hay usinas de las viejas políticas de las Fuerzas Armadas”.

El historiador asegura además que situaciones como la que describe esta foto no lo “sorprenden” y dice: “yo todavía sigo recibiendo mails en mi casilla que justifican la represión. De modo que no me extrañan este tipo de actos”. Y agrega: "deben comprender que son parte de un sistema democrático y que no están al servicio de una Dictadura".

La necesidad de un replanteo y un debate serio acerca de lo ocurrido en los años de la "guerra sucia” es evidente. La periodista y escritora Araceli Bellota afirma a minutouno.com “nunca hubo una discusión a fondo sobre esos temas. Es necesario que los que no estuvimos involucrados de forma directa busquemos un equilibrio”.

Hay algunas cuestiones que son indiscutibles e imposibles de seguir ignorando como la búsqueda de un equilibrio, el castigo a los culpables y la necesidad de una reformulación en la formación de institucional, como se ha mencionado.

Por otro lado, no es tan incoherente observar que todavía algunos defiendan lo peor de aquellos años (como la desaparición de personas, el robo sistemático de bebés y la persecución ideológica) ya que todavía quedan resabios en la Fuerza de sus protagonistas.

Esta situación es comparable a la de la de la Europa post guerra. “He vivido en España durante mi exilio y allí vi como subsistían los franquistas dentro del ejército. También es el drama que tuvo Alemania con el Nazismo. Argentina no escapa de eso”, describe Hugo Chumbita.

Pasaron 31 años y a pesar de algunos indicios de cambio en el ejército y las fuerzas de seguridad, la purgación definitiva todavía es una cuenta pendiente.

Treinta años a veces no son nada y la vuelta de página en la Fuerzas Armadas y de las de seguridad en general, son aún incipientes. Así lo describe esta foto del gendarme, así se demuestra que el cambio definitivo todavía tiene capítulos por resolver.

Fuente: http://www.minutouno.com/1/hoy/article/A-31-años-del-golpe-militar,-la-intolerancia-sigue-presente%5Eid_19279.htm

Es triste que pase esto, pero mucho mas triste es ver que todavia hay gente que sin pertenecer a ninguna fuerza armada, tiene los mismos o peores pensamientos que los que forman parte de las distintas fuerzas.
0No comments yet