1. Noticias y actualidad
  2. »
  3. Otros países

A morir con alegria: pacientes con VIH sin medicamentos

Por el ajuste macrista, el estado no entrega a las provincias medicamentos para pacientes con VIH

morir con alegria: pacientes con VIH sin medicamentos

Los tremendos ajustes estructurales en las áreas más sensibles del estado como la salud pública generan esta situación que pone en peligro la vida de miles de pacientes que dependen de la ingesta de los medicamentos retrovirales.

morir con alegria: pacientes con VIH sin medicamentos
GIF

El Ministerio de Salud de la Nación no enviará en febrero a las provincias las drogas destinadas a pacientes con VIH que se atienden en el sistema público de salud y dependen de esos remedios para su tratamiento.

Las medicinas son Efavirenz por 600 miligramos, Darunavir también de 600 miligramos y el jarabe Zidovudina y una sola de ellas cuesta 30 mil pesos en la farmacia.

La primera provincia en denunciarlo fue San Luis donde los pacientes afectados son 73. “Los tratamientos no se pueden interrumpir porque el virus genera resistencia y si estas personas por un período prolongado no reciben la medicación, es posible que al volver a tomarla, ya no les haga ningún efecto”, explicó el jefe de Epidemiología y Bioestadística puntano, Rodrigo Verdugo, al diario local La República.

“Desde el gobierno aducen que es una demora y que por tal motivo no van a poder cubrir las dosis del mes de febrero. Pero como no aclaran si será también en marzo, ahora la Provincia tiene que salir al rescate para cubrir este período de falta” agregó

El mismo panorama se repite por estas horas en las diversas provincias cuyos sistemas de salud deberán salir a negociar de manera urgente con lo laboratorios para poder contar con las medicinas.

Aunque las autoridades sanitarias nacionales sostengan que se trata de una presunta demora en la entrega, queda por demás claro que las brutales políticas de ajuste del macrismo que se aplican en las áreas más sensibles del estado como la salud pública dejan a la población con mayores necesidades y vulnerabilidad a la deriva y, en el caso de pacientes con VIH, al borde de la muerte.

+31
0
0
0No hay comentarios