Check the new version here

Popular channels

Argentina: Se roban hasta los transformadores

El robo de transformadores se ha triplicado este año

Esta escalada ha puesto en jaque a la producción. Hay fincas donde les robaron hasta 3 veces.



El robo de transformadores en zonas rurales de la provincia para extraer el cobre que contienen en su interior se ha triplicado en lo que va del año y ha puesto en jaque a la producción local que es principalmente blanco de estos ataques, según datos proporcionados por distribuidoras eléctricas y fabricantes de los equipos. Los ladrones han puesto el foco en los equipos que pertenecen a bodegas o establecimientos industriales, o a las distribuidoras que les prestan el servicio, y que están ubicados en las zonas rurales, lo que facilita el robo que se produce en horas de la noche.

Esto ha puesto en jaque al campo e industria local no sólo por quedarse horas y hasta días sin servicio eléctrico, sino además por el alto costo para reparar o comprar nuevos equipos. Un transformador de 630 KVA nuevo cuesta 135 mil pesos con impuestos, y la reparación cuesta hasta el 80% de ese valor. Como contrapartida, los ladrones pueden obtener en las chacaritas, entre 5 y 6 mil pesos por los 200 kilos de cobre que contiene. ’’Desde que yo estoy aquí, en el 2007, traíamos un promedio de robo de 1 o 2 transformadores como máximo; pero este año han sido seis hasta ahora los equipos robados, una exageración.

La situación está complicada porque hay que esperar hasta 90 días para recibir un nuevo equipo’’, se quejó Federico Torres, desde la Distribuidora Eléctrica Caucete SA (DECSA). Por su parte, el ingeniero Jorge Gómez, propietario de la única fábrica de equipos local -Transformadores San Juan- contó que en lo que va del año ha recibido en su taller 11 máquinas robadas para ser reparadas, frente a los cuatro del año pasado a esta altura. ’’Hace 20 años que me dedico a transformadores y no recuerdo otros años tan críticos como éste, es espantoso’’, aseguró el industrial. En esa fábrica han recibido equipos provenientes de establecimientos vitivinícolas (bodegas y mosteras) y otro tipo de industrias de departamentos de Sarmiento, San Martín, Caucete y Angaco. Sergio Gurgui, vocero de la distribuidora Energía San Juan, admitió que se está produciendo una escalada este año ’’pero no vamos a informar nada al respecto porque estamos trabajando en ello, atacando internamente el problema junto con el Gobierno provincial para buscar soluciones’’.

Fuentes oficiales informaron que la semana pasada se han realizado reuniones con el Ministerio de Gobierno para diseñar una estrategia frente al crecimiento de robos a transformadores, pero no fue posible obtener datos al respecto. El fin de semana pasada el vandalismo incluso afectó a la batería de pozos de Zonda, en manos de Hidráulica, donde se produjo el segundo robo de un transformador, según informó el titular de la repartición, Jorge Millón (ver recuadro). ‘’También robaron por tercera vez a la bodega Peñavid el fin de semana, le destrozaron un equipo grande. Y a nosotros nos han robado 4 transformadores, otros dos no los alcanzaron a robar pero los destruyeron. Esos equipos prestan servicios a bodegas, a pozos de agua de riego, a toda la zona rural y para nosotros tienen costos de unos $240 mil pesos’, explicó Torres desde Decsa.

Ladrones con títulos ‘especializados’ en robo a tranformadores

Todos coinciden que detrás de los robos de transformadores se mueven bandas de 3 a 4 personas, en camionetas, con implementos especiales y acabados conocimientos de electricidad, teniendo en cuenta que los equipos pesan hasta 3 toneladas y media y tienen 15 veces o más potencia que una casa. ‘’Saben las distancias peligrosas, saben cortar los cables y tiran el transformador al piso (algunas veces a 4 metros de altura) derramando 150 a 200 litros de aceite que contamina el suelo. Pasan de 2 a 4 horas para terminar el robo’’, dijo Torres. ‘No sé qué pensar, por qué son tan intrépidos, no se dan cuenta del peligro que corren al sacar de servicio una subestación por un pedazo de cobre. Éstas son máquinas de alta tensión, no es jugar, no son 220 voltios, son 13.000 voltios para arriba. La verdad que se juegan la vida, son intrépidos o inconscientes’’, dijo Gómez.
0
0
0
0
0No comments yet
      GIF
      New