About Taringa!

Popular channels

Ashley X, la niña que siempre será niña

Es la conmovedora historia de una nena de 6 años que tiene la capacidad mental de un bebé de tres meses y no puede caminar ni hablar. Sus padres afirman que el propósito del tratamiento es mejorar su calidad de vida. Comenzó la polémica. Ingrese a la nota para enterarse de todos los detalles.

Los padres de una niña con discapacidades severas dijeron que decidieron detener el crecimiento de su hija para darle una mejor vida. La niña de seis años, de nombre Ashley, tiene la capacidad mental de un bebé de tres meses y no puede caminar ni hablar.

Sus progenitores decidieron someterla a un tratamiento que incluye dosis hormonales para limitar su crecimiento, así como cirugía de pechos y útero. Ellos aseguran que el tratamiento la ayudará a mejorar su calidad de vida.

Los padres de Ashley X, quienes viven en Seattle -Estados Unidos-, decidieron hacer público el tratamiento de su hija a través de un blog que lanzaron el 1º de enero. Mantuvieron sus nombres en el anonimato. Tomaron la decisión de tratar a su hija luego de que el caso de la niña fuera publicado en una revista médica de Estados Unidos en 2005, generando debates y controversias.

"Existe un concepto erróneo, fundamental y universal, de que el tratamiento es para la conveniencia de la persona que cuida (al discapacitado)", escribieron los padres en el sitio de Internet y agregaron que "por el contrario, el propósito central del tratamiento es mejorar la calidad de vida de Ashley".

La niña tiene encefalopatía estática, una rara condición cerebral que no mejorará. Sus padres la llaman "el ángel de la almohada", porque no se mueve de ningún lugar en que la pongan, usualmente sobre una almohada.

La pareja decidió tres años atrás tomar medidas para minimizar la altura y el peso de su hija. Autorizaron a sus médicos a removerle el útero para prevenir la menstruación y limitar el crecimiento de sus senos removiéndole las glándulas mamarias, para que no esté incómoda cuando está acostada boca abajo.

Las cirugías se realizaron en julio de 2004, e inmediatamente después empezaron el tratamiento hormonal para reducir su altura en un 20% y su peso en un 40%.

Los padres dicen que Ashley tendrá siempre el peso de una niña, lo cual les facilitará moverla, bañarla e involucrarla en las actividades familiares, que le dará una mejora física y mental. Ambos dijeron que su accionar se debe al gran amor por su hija y afirmaron que los sorprendió la cantidad de críticas que recibieron por su decisión.

Cuando el año pasado se publicaron los detalles del caso, algunas personas reaccionaron con ira y acusaron a la pareja de tener un comportamiento estilo "Frankenstein".

Douglas Diekema, de la Universidad de Washington en Seattle, estuvo en el comité ético que le dio el visto bueno al tratamiento de Ashley. "Dijimos que sí porque los padres nos convencieron de que en realidad era lo mejor para esta pequeñita", le dijo el médico a la BBC.

http://www.26noticias.com.ar/index.php?p=notadetalle&idNota=30095
10Comments
      GIF