Check the new version here

Popular channels

Bad Luck: Muere un hombre golpeado por una rama

Muere un hombre golpeado por una rama en Vallecas



La caída de ramas de árboles, que este verano ha protagonizado la crónica de sucesos de Madrid, dejó anoche la segunda víctima. Un hombre de 72 años falleció poco antes de las diez de la noche golpeado por la rama de un árbol que le cayó encima cuando caminaba por la calle Virgen de las Viñas, en el barrio de Santa Eugenia del distrito de Villa de Vallecas.


El hombre caminaba por la acera de esta calle situada en una zona residencial ajardinada y con grandes árboles en la confluencia de la Avenida del Mediterráneo con la calle Virgen de Las Viñas, cuando, a la altura de un kiosko de Prensa que hay en la acera más cercana a las viviendas, la rama se desprendió del árbol. El hombre recibió un fuerte impacto en la cabeza y en el pecho que le provocaron, según detalló Emergencias, un fuerte traumatismo craneoencefálico y un traumatismo torácico y abdominal que le provocaron una parada cardiorrespiratoria, de la que los facultativos del Samur trasladados hasta la zona trataron de sacarle durante media hora. Sin embargo, pese a las tareas de reanimación, no se pudo salvar su vida, por lo que los sanitarios apenas pudieron confirmar su fallecimiento.


Hasta el lugar del suceso se trasladaron los Bomberos del Ayuntamiento de Madrid, que acordonaron la zona donde pasada la media noche aún permanecía la rama caída a la espera de que los técnicos del Ayuntamiento se trasladaran hasta el lugar para comenzar a investigar las posibles causas de la caída. Según informaron a Efe fuentes policiales, la de Vallecas no fue la única rama desplomada ayer. Por la tarde se registraba otra caída en la calle Pradales, en el distrito madrileño de Latina, esta vez junto a un parque infantil, sin que en esta ocasión se produjeran heridos. El fallecimiento del hombre de 72 años ayer en Vallecas se suma al del varón, de 38 años, que perdió la vida el pasado 21 de junio en el Parque del Retiro. Una rama de 400 kilos le cayó encima cuando la víctima, Carlos Álvarez, de profesión militar y vecino de la localidad toledana de Fuensalida, estaba jugando con sus hijas pequeñas bajo un árbol del céntrico parque, mientras su mujer visitaba a un familiar que estaba ingresado en el Hospital Gregorio Marañón.


A pesar de que desde que se produjo esta primera víctima un grupo de expertos, entre los que se encuentran científicos especializados en evaluación de masas forestales y arbolado urbano, revisan los árboles del Retiro con lupa, lo cierto es que el reto es mayúsculo. Las causas de la caída pueden ser diferentes en cada caso, ya que la mayoría de los ejemplares desplomados no presentaban síntomas de enfermedad. Además, Madrid es una de las ciudades con más árboles del mundo: se contabilizan más de dos millones, de los cuales 300.000 serían los llamados «de alineación», que son aquellos que están plantados en las aceras y que por la contaminación y la cercanía de las edificaciones tendrían menos sujeción.


Cinco heridos y casi 20 árboles caídos en Madrid este verano


La capital de España es la segunda ciudad del mundo con más árboles en sus calles, sólo por detrás de Tokio. Con más de 300.000 ejemplares, son relativamente frecuentes las caídas de ramas o incluso de los propios árboles. Sin embargo, en los últimos meses se han producido un número inusitado de incidentes de este tipo, que además han provocado ya dos fallecidos, el último ayer mismo en Vallecas. En el mes de marzo, la calle Goya permaneció cortada durante varias horas a causa de la caída de un árbol que bloqueó varios carriles de la vía tras desplomarse sobre una furgoneta. Con la llegada del verano, los problemas en el arbolado se intensificaron. El 21 de junio, un hombre de 38 años murió cuando estaba sentado en el césped del Retiro –parque cuyos árboles acumulan varios incidentes– junto a sus dos hijos pequeños cuando una rama de una falsa acacia le cayó encima desde una altura de 20 metros. Cuatro días después, un olmo se desplomó sobre una boca de metro de la estación de Congosto, en el barrio de Villa de Vallecas. En la noche del 3 de julio, otro olmo de 15 metros de altura cayó sobre un autobús municipal de la línea 102 en la Ronda Sur de Entrevías, también en el distrito de Vallecas. El mismo día, otro coche quedó atrapado bajo las ramas caídas de un pino en el paseo de Recoletos.


El 9 de julio, una rama de casi 8 metros de largo se precipitó sobre la escalinata de la acera junto al Tribunal Supremo, en la calle Marqués de la Ensenada. El 20 de julio, un pino de grandes dimensiones se derrumbó sobre el Paseo de Coches del Retiro. Menos de 24 horas después, una niña resultaba herida tras caer otro árbol sobre un banco del mismo parque. A las pocas horas, un coche quedaba destrozado por la misma causa en la calle Ayala. El 2 de agosto, cuatro coches resultaron dañados en Villaverde por la caída de otro árbol. El 4 de agosto, una rama se desprendía sobre un vehículo aparcado en la calle General Álvarez de Castro, en Chamberí. El 6 de agosto, la caída de una rama sobre una terraza de la calle Montera hería a cuatro personas. Sólo en la última semana han caído dos ramas: una sobre un banco del Parque Calero, en Ciudad Lineal, y otra en la calle Orense. Además, un pino de 35 metros de altura se vino abajo en El Retiro, estando a punto de alcanzar a una cartera que pasaba por allí.


0No comments yet