Check the new version here

Popular channels

Brendan Jordan, el chico "DIVA"

Brendan Jordan, el chico "DIVA"






“Sí, soy un chico. Sí, soy gay”. Fue lo primero que escribió Brendan Jordan, el adolescente de 15 años, en su cuenta Twitter después de convertirse en “viral” en las redes sociales hace dos semanas. Él aprovechó la presencia de las cámaras de un noticiero durante la inauguración de un centro comercial en Las Vegas (EE UU) para bailar parte de la coreografía del tema Applause, de la cantante Lady Gaga, mientras los reporteros hacían los pases en vivo.


Nadie se percartó de su ambicioso performance. Los niños, en el tumulto, quedaron impávidos. Jordan lo logró: se robó el show y eso solo le bastó para ser una sensación mediática y aparecer ahora como invitado especial en programas como el de Queen Latifah.




Allí el chico reveló que su súper estrella interior es Lady Gaga. Baila y se mueve como ella. Vive su estilo. También viste estrafalariamente como ella. Solo usa “leggins” que combina con camisas sueltas. Tracy Jordan, madre de Brendan, lo confirma orgullosa en compañía de su otra hija y su esposo. “Él desde pequeño hace performance. Cuando lo vi en la TV le escribí un mensaje al teléfono diciéndole que lucía muy bien en cámara”, contó en el show de Latifah.

En los últimos días, las cuentas de Twitter e Instagram de Jordan se han incrementado en miles de nuevos seguidores. Uno de ellos, muy especial: la propia Lady Gaga.



Según él fue muy fácil convertirse en Tredding topic. “Simplemente vi la cámara y me limité a bailar… Me imaginaba a mí mismo como si fuese Lady Gaga, y nadie podía destruirme”, explicó al portal Today.com


La primera en darle RT fue la propia estrella del pop, quien escribió en un tuit: “El vídeo del niño con la coreografía de ‘Applause’ es viral, no puedo. Lo amo, ¿dónde está?”. Jordan inmediatamente le respondió que ella era su mayor inspiración. “Sin ti no hubiera salido (del armario) ni hubiera sido capaz de mostrar al mundo quién soy”.


He ahí la nueva misión de Jordan. Encontró que muchos adolescente no se arriegan como él. Por el contrario, sufren de vergüenza y asedio. Según la Alianza gay y lésbica contra la difamación (Glaad), ocho de cada diez adolescentes lgtb (colectivo de lesbianas, gays, bisexuales y transexuales) afirman ser víctimas de acoso en la escuela por su orientación sexual.

El chico aprovecha la euforia mediática para apoyar diversas campañas sobre el bullying homofóbico. Una realidad global.


El asunto es más grave. Según estudios realizados en Estados Unidos por la Organización Glsen: Los adolescentes que son homosexuales o bisexuales tienen cuatro veces más probabilidades de cometer suicidio que una persona joven heterosexual.
Para la Unesco “el bullying homofóbico es un tipo específico de violencia sexual que está basado en la orientación sexual y/o identidad de género, percibida o real. Generalmente se trata de violencia producida entre estudiantes, aunque también ocurre desde los docentes y otro tipo de personal que trabaja en las escuelas hacia ciertos estudiantes que son percibidos con orientación sexual y/o identidad de género diferentes al patrón cultural predominante”.



Enrique Chaux, investigador colombiano en prevención de bullying, explica en el libro Educación, convivencia y agresión escolar que en 2006 se reportaron casos, en un 34%, de que algún compañero fue rechazado por ser o parecer homosexual. Para María Clara Cuevas, el hecho de que exista intimidación escolar por este motivo, puede deberse a que la diversidad sexual y de géneros es un tema al que hasta ahora en Colombia y el Caribe se está aproximando. “La mejor manera de empezar a derrumbar estereotipos en las escuelas, es logrando que las personas lgtb sean cada vez más visibles, que niños y jóvenes tengan más referentes. Es dejar de hablar de los homosexuales como comunidad sino como seres individuales”, afirma Pablo López, psicólogo especialista en temas de diversidad sexual y de géneros radicado en Madrid (España).
El problema de fondo es que un buen número de directivos, docentes, padres de familia y estudiantes todavía tienen profundos prejuicios y desconocimiento sobre el tema. Aún hay quienes piensan que la homosexualidad es una enfermedad que se contagia o una característica que puede “fomentarse”.




Sin embargo, no se ha reconocido la dimensión real del bullying homofóbico, según establece el informe Respuestas del Sector de Educación Frente al Bullying Homofóbico publicado por la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco, por su sigla en inglés) en 2012. Pero reconocen que este acoso es un acto de discriminación.
Ban Ki-Moon, Secretario General de las Naciones Unidas, ha definido este tipo de bullying como un “ultraje moral y una seria violación de los derechos humanos”.


Por eso Brendan aprovecha los cinco minutos de su fama para promover en los medios la campaña Spirit Day contra el bullying homofóbico.


Él decidió no ser víctima y actuó con tiempo. Además recibe el apoyo de su familia y ahora de sus nuevos amigos en las redes sociales y los medios de comunicación. Nació un nuevo vocero de la comunidad lgtb. De momento, Jordan mantiene la calma: “No quiero que se me suba a la cabeza, me sigo sintiendo el mismo que antes del vídeo. Lo más importante es la humildad”. Másimportante aun que se reconoce y se acepta tal cual es.


link: http://www.youtube.com/watch?v=v9PNcS9lztU









0
0
0
0No comments yet