About Taringa!

Popular channels

Ciro : "Soda Stéreo nunca me conmovió"

El exlíder de Los Piojos, Ciro Martínez habló con El País sobre su etapa solista que consta de dos discos. El más reciente, ganador del premio Gardel como Mejor Álbum Artista de Rock, incluye una canción que rinde tributo a los veteranos de guerra de las Malvinas, causa que Martínez tomó como propia.



Acaba de estrenar el videoclip de Caminando en medio de una gira que lo llevará a Paraguay, a las provincias de Corrientes, Jujuy, Salta y Tucumán. El primer álbum de Ciro y Los Persas se denominó Espejos, y en ese caso el discurso se orientó en contra de los conquistadores y en defensa de los aborígenes de América Latina. 27 es el número de suerte de Ciro, quien además se siente muy cercano al candombe porque en su árbol genealógico hay uruguayos y hay afrodescendientes. El artista puede pasar horas hablando de esto.

-¿Por qué viniste a ver el desfile de Llamadas?

-Nunca había venido y me habían dicho que está muy bueno. Yo soy fan de Rada y me pasa algo con la percusión y con los tambores, los escucho y me vuelve loco. Me encanta. Mi banda favorita son los Rolling Stones que se dice es la banda blanca más negra que hay. Mi abuelo tenía muchas facciones de negro, mi primo también y es uruguayo. Cosas que me ligan. Mi viejo era fanático del jazz, mi primo tiene pelo mota.

-¿Por qué le escribiste una canción a las Malvinas?

-Siempre tuve ganas de hacer una canción sobre lo que pasó, me parece muy terrible y define un poco a los poderes de Argentina, la sociedad y a los políticos, demuestra cómo se olvidan lo que hicieron los militares y cómo fue el manejo de la guerra. Justo se cumplieron los 30 años, se hicieron un montón de programas de televisión con los veteranos y eso me terminó de estimular para escribir. Invité a varios a subir al escenario durante una gira por Argentina. Me pareció un gran homenaje y estuvo bueno ver la cara de los tipos en vivo con los pibes gritando por ellos y levantando los brazos. Fue muy fuerte. Ellos me llevaban regalos y cosas que usaron en la guerra: gorras, medallas, banderas, cuadros, tierra de Malvinas. Me decían que nunca les habían dado un micrófono, ningún político les permitió hablar. Hubo un acto importante con la presidenta pero no los dejaron hablar. Ellos querían hacer el desfile que nunca tuvieron y lo organizaron por la 9 de Julio hasta la plaza San Martín, donde me invitaron a tocar el tema Héroe de Malvinas al final del acto, con todos sus familiares.

-27 es el segundo disco de esta etapa solista. ¿Qué es lo mejor que dio?

-Nos permitió viajar a todos lados y hoy pasa una cosa curiosa con el público porque es como tres públicos: el que conoce más a Los Piojos está al fondo, en el medio el que conoce todo y adelante los más adolescentes que conocen más a Ciro y los Persas y nunca vieron a Los Piojos en vivo.

-¿Cuál es el legado de Los Piojos?

-Yo pasé toda la adolescencia escuchando a los Rolling Stones, a AC/DC y Pappo. Iba a un boliche y estaban Soda Stéreo, Los Cadillacs, Virus y lo único que me gustaba era Sumo, era un embole, yo quería escuchar guitarras y eran todas baterías electrónicas, The Cure, Duran Duran… ¡no había rock! Fui parte de una generación que quería rock. Empezó a sonar el blues, fue a Buenos Aires BB King y me gustaba mucho Rada entonces metí el candombe en Los Piojos, fui el primero en impulsar eso en la banda hasta que el baterista se copó y empujaba para ese lado.

-¿Te considerás un innovador?

-Arranqué haciendo el himno con la armónica en un boliche y me acuerdo que todo el mundo se paró en seco y comenzaron a aplaudir. En esa época había una negación con todo lo que fuera nacionalista, la bandera y el himno, porque veníamos de la época militar y todo eso se identificaba con los militares. Nadie andaba con la camiseta argentina por la calle como hoy. Contribuimos a derribar complejos. Siempre creí que lo que uno mama de chico es una verdad imposible de sacar de adentro. A veces por acomplejados decimos que lo de afuera es mejor y no es así.

-¿Tu compromiso es mayor en Ciro y Los Persas que en Los Piojos? ¿Hasta qué punto lo que hacés hoy es una continuación de lo de ayer?

-Yo había hecho teatro y me preocupaba por la puesta en escena, las letras hablaban de cosas que tenían que ver con la gente, con lo que nos pasaba a diferencia del discurso de los que venían del pop que eran más frívolos. Por ejemplo Soda nunca me conmovió, nunca me llegaron sus letras, me gustan las cosas que me conmueven.

-¿Por qué se separaron?

-Yo traté de que continuara y hoy estoy agradecido y contento con el destino. Pero la decisión tuvo que ver con el desgaste de tantos años de convivencia y ciertas cosas que a veces algunos las pueden digerir y otros no. El cantante siempre llama mucho la atención y yo me encargaba de muchos frentes y a veces los egos explotan. Es muy difícil estar en pareja 20 años, imaginate lo que puede pasar con cuatro o seis tipos juntos. El tiempo va pasando. En Los piojos componía el 95 por ciento de las letras y las melodías, me encargaba de la escenografía, de la puesta en escena, de juntarme con el que hacía la página, era la cara en las notas. De las 20 personas que trabajaban con Los Piojos 19 trabajan conmigo por eso hay mucho en común pero todo es más fluido hoy.

-Hay quienes dicen que el rock murió pero tu canción Larga vida al rock dice lo contrario.

-Creo que el rock no murió, eso debe decirlo gente que quiere llevar más agua para su molino.

-¿Te gustaría desarrollar tu veta como actor?

-Sí, me gustaría, me propusieron varias películas, pero no me cerraba el guión y estaba con mucho trabajo pero ya lo voy a hacer. Cuando un guión esté bueno y tenga el tiempo lo haré. Televisión no, prefiero una cosa más relajada.

-Fuiste telonero de los Stones y de McCartney. ¿Qué sigue?

-Tuve el privilegio de ser soporte de los Rolling Stones y McCartney, fue muy loco, muy fuerte. Con los Stones nos saludamos y Mick Jagger me dijo "Los Piojos good", se asomaron a ver en Farolito y el estadio saltaba. A McCartney lo conocí en una sala donde también estaban los Jonas Brothers esperando. Me preguntó: "¿Cuál es el nombre de tu banda?" "Ciro y Los Persas", respondí. "No, no, la anterior", dijo y se rascó la cabeza. "¡Los Piojos like The Beatles", bromeó. Esas cosas son impagables. Fue fuerte hacer un acústico en el estadio de River.

De aviador militar a músico experimentado
Ciro Martínez es desprejuiciado. Muestra de ello es que entre sus colaboraciones figura un disco de la Mona Jiménez. "Lo que pasa que en Argentina La Mona es muy fuerte, está más allá del bien y del mal. Grabé a distancia y lo mandé por mail, justo estaba trabajando en mi disco. Él es un ícono", explicó a El País.



Ciro comenzó estudiando teatro cuando tenía diez años pero la decisión de convertirse en músico llegó después de ver un video de los Rolling Stones. "Estábamos viendo la película y les dije a mis amigos que sería genial estar ahí. Me contestaron que sí, que debía ser el Madison Square Garden. Pero yo hablaba de otra cosa, me refería a estar ahí, así como Jagger, sobre un escenario haciendo lo mismo que él".

Fue líder de Los Piojos hasta fines de 2009. Entre sus particularidades pueden mencionarse que quería ser aviador militar pero no pudo por su ligero daltonismo y que intentó trabajar como marino mercante pero su idea no prosperó.

Su padre le regaló una armónica a los 12 años y actualmente está en exposición en el museo de Diego Armando Maradona.

Decidió fundar Ciro y Los Persas en el año 2009 .
0No comments yet
      GIF