Check the new version here

Popular channels

¿Cómo Clinton está perdiendo votantes?


Estados Unidos. Ya no es la gran favorita. Por primera vez Clinton está detrás de Donald Trump en el favoritismo de la opinión pública.
Desde el primer momento en que Hillary Clinton anunció su precandidatura en la carrera presidencial, ha tenido una importante receptividad entre la mayoría de los sectores votantes estadounidense. Hasta hace unos meses todo indicaba que arrasaría en los comicios partidistas y que su camino hacia la Casa Blanca estaba prácticamente asegurado pero todo ha cambiado en cuestión de semanas.
Cada vez le está costando más derrotar definitivamente a Bernie Sanders, por lo que una virtual contienda contra Trump, sería muy reñida para las presidenciales.

A pesar de que las estadísticas la favorecen en el partido demócrata, donde tiene a favor un total 2.309 compromisarios para los cuales debe obtener 2.383 delegados electos para ser la ganadora de esos comicios, en las últimas semanas ha acumulado una serie de derrotas importantes que ha afectado su imagen.
Su rival demócrata, Bernie Sanders, ha hecho logrado reducir la diferencia de delegados pero aún así parece prácticamente imposible su victoria. Realmente necesita un milagro de proporciones jamás vista en la política norteamericana.
Al ser la virtual candidata demócrata su principal rival es Donald Trump. Durante un largo tiempo las encuestas favorecían a la ex secretaria de Estado con diferencias de hasta dos dígitos. Pero desde que el magnate inmobiliario se afianzó en el partido republicano, la tendencia ha cambiado.
Si hace unos días esos estudios de opinión indicaban un claro empate técnico en varias ciudades, hoy en día ya se están viendo por primera vez una ventaja de Trump por encima de Clinton. Pero ¿por qué sucedió ese cambio?
Tan solo en el partido demócrata, el cual en teoría debería apoyar totalmente a Clinton, la situación no es muy favorable para ella. De los seguidores de Bernie Sanders, casi el 20% indicó que de llegar a ser nominada, preferirían votar por Trump.
A pesar de este claro repudio hacia Clinton, no es la única que registra esos niveles de desaprobación porque Donald Trump la supera. En promedio, seis de cada diez norteamericanos no tiene una buena imagen de los dos posibles candidatos a las presidencia de EEUU.
El problema es que todos los sectores del establishment republicano, a pesar de las diferencias con Trump a lo largo de su polémica campaña, han indicado que lo apoyarán para que se haga con la presidencia. Es el gran favorito de los votantes que se identifican con ese partido desde el principio, registrando arrasadoras victorias a nivel nacional y motivando el abandono de todos sus contrincantes partidistas.
Por estas razones, Clinton ha perdido apoyo en los últimos días por lo que debe aplicar nuevas estrategias electorales para evitar que esos resultados de encuestas recientes se conviertan en una realidad.
0
0
0
0No comments yet