Cristina citó a Máximo "el modelo necesita reconvertirse"

La jefa del Estado hizo referencia por primera vez al discurso que su hijo pronunció durante un acto de La Cámpora y llamó a los jóvenes a prepararse para continuar el proyecto del kirchnerismo



La Presidenta Cristina Fernández admitió este jueves que el actual "modelo necesita reconvertirse y reinventarse permanentemente" y exhortó a los jóvenes a prepararse para continuar con el proyecto del kirchnerismo cuando ella "no esté ni como Presidenta ni en este mundo".

En un mensaje con un tono menos ofuscado que el que utilizó el martes último en la Casa de Gobierno, la jefa del Estado citó por primera vez el discurso que su hijo Máximo Kirchner pronunció durante un acto organizado por La Cámpora.

"Como decía uno que yo sé, el de -sanseacabó-", dijo para referirse a su hijo y subrayó que Argentina, a diferencia de otros países "creció con la gente adentro".

La Presidenta replicó las críticas recibidas con una fuerte defensa de lo realizado desde el 2003 y lanzó una advertencia: "Esta es una Argentina que no se rindió, que no se rinde y que nunca se rendirá", aseguró.

Fernández de Kirchner encabezó en el partido bonaerense de Ezeiza el acto de inauguración de un barrio de viviendas y, vía teleconferencia, la puesta en marcha de una planta de girasol confitero de un grupo de empresas propiedad del multimillonario norteamericano George Soros.

Asimismo, también vía satélite, saludó a los participantes del Congreso Provincial de Infraestructura, que se realizó en Berazategui.

La comunicación fue un virtual lanzamiento del intendente local, Patricio Mussi, a quien la Casa Rosada ve con buenos ojos como candidato oficialista a la gobernación de Buenos Aires.

Al hablar con la Presidenta, Mussi improvisó un discurso de fuerte tono político donde no ahorró elogios a la gestión kirchnerista y al legado que tanto Néstor como Cristina le "dejan a la juventud".

En un gesto de respaldo que no pasó desapercibido, en su discurso la jefa del Estado se tomó de las palabras de Mussi para resaltar la trascendencia que tienen los jóvenes para el proyecto.

En este sentido, remarcó que "tal como lo dijo Patricio (por Mussi), lo más importante que podemos dejar a las futuras generaciones es la necesidad de seguir preparándose, de seguir trabajando, de seguir construyendo y mejorando este modelo que necesita reconvertirse y reinventarse permanentemente porque nuevas son siempre las necesidades y los desafíos".

"Hoy seguimos dando estas batallas que son las de ayer y las de siempre", señaló, y aunque sin nombrar en forma explícita el conflicto por la deuda externa, advirtió que "como va a haber muchas Batallas de Obligado, inclusive cuando yo no esté como Presidenta ni en este mundo, tenemos que preparar a las nuevas generaciones cultural y políticamente para defender lo que es nuestro".
En otra parte de su mensaje, la jefa del Estado cuestionó a "quienes les llenan la cabeza a los productores de que queremos apropiarnos de las cosas".

"No nos interesa quedarnos con la plata de nadie, sino generar trabajo para todos los argentinos", indicó.

Posteriormente, Cristina Fernández recorrió una nueva terminal en el Aeropuerto Internacional de Ezeiza, según informó DyN.