Popular channels

cuando estoy gordo, estoy feliz

El intérprete español indicó en una entrevista a la revista mexicana para caballeros Open que sí se preocupa por su apariencia pero a veces pierde el sentido de la vanidad.

"Me deleito en la gordura... muchísimo. Y eso me inquieta, sin embargo, cuando estoy gordo, estoy feliz", apuntó el artista español.

En esos momentos "como (...) como un cerdo, engullo todo lo que me da la gana. Me salen rollos por todos lados, pero me muestro sin problemas", admitió el cantante, que el pasado 5 de mayo comenzó en Almería (España) una gira internacional que durará hasta fines de 2008.

Asimismo, durante la grabación de Papito, su último álbum, en el que invirtió once meses de su vida, aumentó de peso por los nervios, reconoció el cantante.

"Con la inspiración me llega el ansia. Como mucho, me crece el pelo, me crece la barba... Pero, un buen día, de repente acabas el disco y se van las ansias. Es como salir de una apnea y, de repente, respirar profundamente", destacó.

Sin embargo, Bosé no descartó someterse a una cirugía estética para mejorar su apariencia.

"Claro, puede que me las haga, sin ningún problema", asegura, pero aclara que no tiene problemas en cómo le han llegado los años.

Por otra parte, el compositor nacido en Panamá sostuvo que ya demolió la casa en la que ha "vivido toda la vida" con su familia en Madrid, pero precisó que "no se trata de la casa de mis padres", como han señalado algunos medios de comunicación.

"El resto de las personas se fueron yendo y yo adquirí esa propiedad. Así que es sólo mía desde hace muchos años y tenía la total potestad para hacer lo que se me diera la gana", puntualizó, y explicó que construirá una nueva vivienda "súper moderna".

En este sentido, afirmó que más que los recuerdos de los que pudiera estar cargada la propiedad demolida, a él lo que le importa son las cuestiones legales "porque lo emocional se renueva", aparte de lo cual de la casa dice que no la considera suya "sino una que habían construido otros".

Bosé, que posee quince perros y otras tantas gallinas, treinta palomas y un gato, criticó a la Organización de la ONU para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco), que hace diez años lo nombró "Embajador de la paz".

"Me di cuenta que la Unesco lo único que quería era la foto. Bien, me tomé la foto y aprendí. Es una organización débil con un presupuesto enorme, y tiene credibilidad para muy pocas cosas", subrayó.

Fuente: EFE


http://www.infobae.com/contenidos/315569-1100795-0-Cuando-estoy-gordo-estoy-feliz
0
0
0
0No comments yet