Daniel Secu el seductor con Sida que se acosto con 40 mujere

Decenas de mujeres jóvenes en la ciudad de Segarcea en Romania se han visto obligados a hacer una prueba de SIDA después de descubrir que su amante Daniel Secu de 24 años murio de Sida.







Algunas de las mujeres se enteron de que su ex amante Daniel Secu tenía el virus cuando asistieron a su funeral, lo que lleva a escenas de enojom y rabia.En total 40 mujeres han solicitado la prueba de SIDA y ahora están esperando con nerviosismo a los resultados.Aunque Daniel Secu estaba registrado como enfermo, la información sólo se conoció tras la publicación de los resultados de la autopsia.



Cornel Stanciu,un médico local en la ciudad de Segarcea, en el sudeste de Dolj de Rumania, trató de advertir a la gente sobre la enfermedad que sufría Daniel Secu.Stanciu que es médico de la familia Decu, quiso hacer pública la enfermedad de Daniel Secu cuando éste empezó a mantener relaciones sexuales con su hija. Sin embargo, la madre del joven Daniel Secu lo amenazó con una demanda penal. “Sabía que tenía muchas amantes, pero no podía hacer nada”, dijo Cornel Stanciu.





SIDA sigue siendo la única enfermedad mencionada específicamente en una ley penal rumano, donde dice la transmisión del virus de una persona que ya sabe que está infectada puede ser castigado con una pena de cárcel de entre cinco y 15 años.




Sin embargo, la ley especifica que no hay necesidad de informar a su pareja física sobre la infección y no la obligación de practicar el sexo seguro.

Fotos en las redes sociales muestran Sr. Daniel Secu con una serie de chicas en su brazo.El médico Stanciu dijo: “no me sorprende que ahora estamos en la posición que estamos, porque Daniel tenía muchas amigas.”




Aunque es imposible llevar a Daniel Secu a la Justicia, la policía está llevando a cabo investigaciones contra quienes estaban al tanto de su enfermedad, pero no dijeron nada, como su madre y otros miembros de su familia. “La madre del muchacho tiene la culpa de la terrible situación en la que nos encontramos”, dijo el alcalde Nicolae Popa.