Popular channels

Dinos hacen maniobras ilegales con autos patentados en Arg

La diferencia de precio de vehículos argentinos respecto a los uruguayos, además de encontrarse los primeros mejor equipados que los similares que se venden en Uruguay, llega a reducirse hasta la mitad.





En el Puente General Artigas fueron decomisados en los últimos días siete vehículos matriculados en Argentina, cuyos propietarios son personas domiciliadas en Paysandú. Transitando en calles de esa misma ciudad uruguaya fueron secuestrados otros dos vehículos que se presentaban en iguales condiciones.
La labor, llevada a cabo exclusivamente por funcionarios de la Administración de Aduanas del vecino país, permitió la incautación de un Peugeot 206, un Suzuki Fun, un Chevrolet Astra, un Peugeot 308, un Citröen C4, un Ford Focus, un Chevrolet Corsa, un Chevrolet Classic, y un Renault Clio.
Siete rodados fueron incautados en procedimientos llevados a cabo por personal que cumple labores en el puente internacional “General José Gervasio Artigas” y los otros dos por funcionarios aduaneros en distintos puntos de la ciudad de Paysandú.
En todos los casos, los propietarios de los vehículos contaban con documentos de identidad o de residencia argentinos, y varios de ellos trabajaban únicamente en Uruguay, afiliados a los organismos de previsión social de la República Oriental.
La mayoría de los documentos exhibidos por los involucrados son de los expedidos exclusivamente para transitar en países del Mercosur bajo el régimen de turistas. Según manifestaciones de los infractores, los trámites para obtener certificados de residencia fueron gestionados por una oficina en Colón, previo a la adquisición de los vehículos.
Entre los infractores, se encuentra un profesional cuyo auto se encuentra actualmente valuado en 30.000 dólares en Uruguay, que nunca estuvo radicado en Argentina pero contaba con un documento de residencia provisorio donde figuraba un domicilio ficticio, y cruzaba a nuestro país una vez por semana a --según sus manifestaciones-- trabajar.
En otro de los casos, el involucrado, un empleado público uruguayo, gestionó en setiembre del año pasado el documento de residencia y en diciembre adquirió un automóvil en Argentina y lo matriculó aquí, pero nunca vivió fuera del territorio uruguayo.
La infracción al régimen de circulación y radicación para turistas en países del Mercosur se configura desde momento en que la persona ingresa con un documento de nacionalidad argentino, pero cumple cualquier actividad remunerada en Uruguay.
La diferencia de precio de vehículos argentinos respecto a los uruguayos, además de encontrarse los primeros mejor equipados que los similares que se venden en Uruguay, llega a reducirse hasta la mitad, según consultas efectuadas en sitios de venta en línea. Como ejemplos, un automóvil Peugeot 308 2013 cuesta en Argentina 14.300 dólares y en Uruguay 26.000; un Ford Focus 2004, 6.500 y 13.000 dólares, y un Chevrolet Corsa Classic 2012 cuesta en Argentina 7.600 dólares.
Los involucrados no tendrán la posibilidad de recuperar sus vehículos, que serán rematados judicialmente, publicó El Telégrafo.
0
0
0
0No comments yet