Dura carta de la embajadora argentina a EE.UU

Las reacciones en el exterior


Advierte que si envían una misión para investigar la muerte de Nisman “violarán la soberanía argentina”.



La embajadora argentina ante la Casa Blanca, Cecilia Nahón lo dejó en claro en una carta dirigida al Comité de Relaciones Exteriores de la Cámara de diputados de Estados Unidos. Si el Congreso estadounidense decide enviar una delegación de legisladores a Buenos Aires para informarse sobre la muerte de Nisman –como se especulaba en Washington hace unos días– el gobierno de Cristina Kirchner lo considerará una “intervención” de EE.UU. en los asuntos internos de nuestro país y una violación a “nuestra soberanía nacional”. Mas aún, Nahón llamó personalmente a un staffer del Comité de Relaciones Exteriores para advertirle que Argentina no tolerará la intervención de EE.UU. en la investigación de la muerte de Nisman. Ante el gran azoro del staffer, Nahón le repitió el contenido de su carta.

La actitud de la embajadora no sorprendió a quienes conocen bien la evolución de la situación en Argentina. De hecho, en Washington hay conciencia de que cualquier gesto dramático que se haga a favor de que la investigación sobre el caso Nisman sea “imparcial” y “transparente” como todo el mundo desea, el kirchnerismo intentará capitalizarlo en su favor levantando la bandera nacionalista. Y eso permitirá distraer la atención de lo que verdaderamente importa: lo ocurrido a Nisman y la denuncia que había presentado ante la justicia acusando a Cristina y al canciller Héctor Timerman de intentar encubrir a los iraníes acusados del atentado contra la AMIA.

Pero la experiencia con Chávez no fue en vano. Y desde hace mucho que el gobierno de Obama se abstiene de reaccionar enérgicamente frente a lo que consideran “provocaciones” del Gobierno de Kirchner o simplemente “disparates”.

De hecho, si bien trascendió periodísticamente que un grupo de legisladores estadounidenses preocupados por la muerte de Nisman estaban por viajar a a la Argentina, en realidad el viaje será realizado sólo por staffers de los congresistas. Es decir, se trata de una misión de perfil muy bajo.

En efecto, durante la semana del 16 de febrero, dos asesores republicanos y dos demócratas mantendrán entrevistas oficiales y no oficiales para reunir información sobre lo ocurrido con Nisman y también sobre la situación política en Argentina, particularmente agitada en un año electoral, para eventualmente organizar una audiencia sobre Argentina en el Congreso.
De hecho, la muerte de Nisman ya apareció durante la audiencia que presidió el presidente del subcomité del Hemisferio Occidental, el republicano Jeff Duncan, el miércoles por la tarde. El tema de la audiencia era la “Importancia de nuestra región para Estados Unidos” Pero uno de los testigos invitados a participar en la audiencia, Bonnie Glick de Meridian International Center, aprovechó su presentación para hablar in extenso sobre la Argentina.

“El liderazgo de Cristina Kirchner es tan corrupto que ahora parece que, en complicidad con Irán, Kirchner puede estar detrás del asesinato del fiscal Alberto Nisman, el día en que iba a testificar sobre su investigación relacionada al atentado a la AMIA en que 85 miembros de la comunidad judía murieron” dijo Glick.

Es sabido que los fondos buitres han aprovechado todos los errores del gobierno argentino para denigrar al país en el Congreso de Estados Unidos. Esta vez, sin embargo, han permanecido en silencio. Creen que no es adecuado explotar algo tan terrible como lo es la muerte de Nisman.


FIN DEL CRAP INFORMATIVO.