Canales populares

Dura derrota K en el Colegio Nacional de La Plata

Un tiro para el lado de la justicia: Dura derrota K en el Colegio Nacional

La docente García Munitis, que lideró la lista opositora, se impuso con claridad y será la nueva directora. Fuerte repudio al adoctrinamiento político de los K en el tradicional colegio de la UNLP.




"Un tiro para el lado de la Justicia” es una frase que forma parte del lenguaje popular y que suele usarse para dar cuenta de algún hecho o acción que repara o pone en orden una situación anormal.

Esto es lo que finalmente ocurrió ayer en el Colegio Nacional de La Plata, donde los docentes del tradicional establecimiento educativo, en cuyas aulas se formaron personalidades ilustres como René Favaloro y Ernesto Sábato, masivamente votaron por un cambio. Se expresaron en contra de un polémico estilo de gestión que llevó a que la institución fuese virtualmente cooptada por el kirchnerismo en los últimos años.

La conducción K, que estuvo representada por María José Arias Mercader hasta el pasado 31 de mayo, llegó al extremo de que, con tal de mantener el control de la institución, intentó inflar los padrones con militantes, camuflados de docentes interinos. Si la maniobra no prosperó fue porque intervino la Justicia y obligó a que se respetara a rajatabla la letra del Estatuto de la Universidad platense.

El veredicto de las urnas fue contundente. Con un total de 112 votos contra 83, la candidata opositora Ana García Munitis se impuso a Arias Mercader. Así puso fin a una década de conducción kirchnerista, que empezó con la gestión del director (hoy senador provincial por Frente para la Victoria) Gustavo Oliva, quien ayer estuvo en el colegio para apoyar a su discípula (Mercader) y no pudo contener las lágrimas (ver aparte).

Las elecciones constituyeron la primera contienda protagonizada por los sectores políticos que hoy confluyen en la conducción del Rectorado de la UNLP: uno representado por el vicepresidente Fernando Tauber, de pasado en el radicalismo, y otro claramente identificado con el kirchnerismo, que tiene entre sus filas a algunos decanos como Florencia Saintout (Periodismo) y Mabel Ciafardo (Bellas Artes).

Cabe recordar que las elecciones deberían haberse llevado a cabo en octubre, como en el resto de los Colegios de la UNLP. Sin embargo, unos 160 profesores interinos y suplentes, que no estaban ni están habilitados por reglamento para votar, intentaron figurar en los padrones. Esto significaba, básicamente, pasar por arriba al Estatuto votado en 2009. Pero luego de dos reveses en la justicia y uno en el Consejo Superior de la Universidad, se reanudaron las votaciones tal como dicta la normativa vigente.

La comunidad educativa le pasó factura a Arias Mercader por promover una división política extrema en el Colegio, que hasta implicaron actos de violencia política entre alumnos y profesores.

A partir del lunes próximo, a las 13, García Munitis -que encabezó un frente de profesores de diferentes vertientes opositoras- tomará el mando de la institución, que está a cargo desde el 31 de mayo de la vicedirectora María Laura Rodríguez, quien asumió en una suerte de intervención dispuesta por el Rectorado tras vencerse el mandato de Arias Mercader.

“Estamos muy contentos porque finalmente se pudieron llevar adelante las elecciones, que fueron muy pacíficas y en muy buenos términos” afirmó a Hoy la flamante directora electa. Y agregó “ahora tenemos que ponernos a trabajar. Es el principio de una etapa que esperemos sea mejor para todos”.

Con respecto a las idas y venidas judiciales del grupo kirchnerista, la profesora de Ciencias de la Educación se mostró dialoguista. Y destacó: “Todos somos compañeros y colegas, tenemos que ponernos a trabajar juntos”. Luego aclaró que “los interinos y suplentes que no votaron acá, son los mismos que no votaron en las demás unidades académicas porque el Estatuto así lo dice. Siempre vamos a respetar el reglamento de la Universidad, que todos hemos votado en el 2009. Ellos se dicen proscriptos, pero el diálogo nunca estuvo cerrado. Son puntos de vista, podemos sentarnos a conversar y me parece muy bien”.

Asimismo, aseguró que este año está previsto un gran número de llamados a concurso, por lo que se espera ampliar las titularizaciones.

Una espera politizada

El meticuloso recuento de votos se hizo en la sala de profesores a puertas cerradas, y estuvo a cargo de la presidenta de la Junta Electoral, Carolina González. En el hall, profesores y estudiantes pudieron seguir el escrutinio en directo a través de una pantalla gigante, para que no quedaran dudas sobre la transparencia del proceso. Asimismo, hubo veedores de la UNLP.

En la sala estuvieron presentes varios decanos como Marcos Actis (Ingeniería), Alicia Cruzado (Astronomía), Florencia Saintout (Periodismo), Mariel Ciafardo (Bellas Artes), Daniel Scaturice (Agronomía) y Vicente Santos Atela (Derecho). También estuvo el flamante Secretario General de la casa de estudios, Leonardo González, mano derecha de Saintout.

Clima de velorio K

“La lista 1 está ganando de manera cómoda”, había afirmado ayer María José Arias Mercader en declaraciones radiales. Sin embargo, el cimbronazo llegó cuando se terminó de contar la segunda de las tres urnas: los votos que restaban no alcanzaban para siquiera rozar el empate. Varios de los estudiantes y profesores que habían ido a alentarla comenzaron lentamente la retirada.

Una vez conocido el resultado final, se vivieron momento que rozaron el absurdo en la oficina donde permanecían Arias Mercader y Gustavo Oliva. Los dos exdirectores, abrazados y acongojados (sobre todo Oliva, visiblemente afectado) fueron recibiendo las salutaciones -con aire de pésame- de un pequeño grupo K, al ritmo de “Vengo bancando este proyecto”, canción distintiva de la agrupación ultrakirchnerista La Cámpora. Algunos, literalmente, quebraron en llanto.

“¡Cerrá la puerta que te van sacar en tapa!”, exclamó un integrante del cortejo al ver al fotógrafo del diario Hoy.

EN ESTE POST, TODOS PUEDEN COMENTAR

0
0
0
0No hay comentarios