Check the new version here

Popular channels

El llanto desesperado de un bebé de chimpancé

El llanto desesperado de un bebé de chimpancé ante los restos de su familia

A las crías de chimpancé se les suele llamar bebés. No es una cursilería ni un intento de humanizarles. Hacen muecas, se abrazan, lloran y gatean como si fuera un pequeño humano, así que ‘se han ganado’ el ser llamados así.

Quizás por eso, por su increíble similitud con nosotros, una escena tan brutal como la que han fotografiado y narrado los miembros de la organización LAGA nos duele tanto. Un pequeño chimpancé llora desconsolado en una habitación en la que yacen los restos mutilados de su familia.


El bebé de chimpancé rescatado en Camerún. Detrás, os restos de su familia

Los activistas de LAGA, acrónimo de The Last Great Ape (el último gran simio), una organización dedicada a la defensa de la vida salvaje en África, participaron en una operación que transcurrió en un paso fronterizo entre Nigeria y Camerún y en la que se detuvo a dos hombres que querían traficar con los restos, entre los que se encontraban 7 cabezas de chimpancés adultos. Es probable que los fueran a vender como comida de lujo o amuletos.

Un negocio despreciable que mueve gran cantidad de dinero
Los furtivos que cazan a los animales apenas cobran 40 euros por pieza, pero los traficantes que las venden en ciudades como El Cairo o Johannesburgo mercadea con ellas hasta conseguir unos 16.000 euros por animal. Los activistas que luchan contra estas mafias señalan que la clave está en luchar contra estos últimos, que son los que realmente se lucran con este negocio.

Según LAGA, el comercio ilegal de animales es una mafia internacional y organizada que mueve ingentes cantidades de dinero. Con él se compra a políticos y a policías. Las cifras que mueven hacen que sea el quinto negocio ilegal más rentable del planeta, por detrás de las drogas, las armas, el tráfico de blancas y las falsificaciones.

Furtivos que actúan por encargo
Como explica esta ONG, los criminales que trafican con este material actúan por encargo. Son contactados por clientes que les piden determinadas partes del animal -para comérselas o para realizar ritos- y ellos los cazan, los desmembran y venden el botín. Los hombres a los que se les confiscó esta tétrica mercancia reconocieron los hechos y se declararon culpables, por lo que serán condenados a tres años de cárcel en Camerún.


El bebé de chimpancé rescatado

Será tratado en un centro
El bebé de chimpancé rescatado fue atendido y tratado de una serie de heridas en su cuerpo. Pero las peores están en su alma: no para de llorar y asustarse cada vez que ve a un ser humano, según comenta un portavoz de LAGA.

La ONG que le ha rescatado le enviará a uno de los centros Jane Goodall, fundados por la famosa naturista y primatóloga, de recuperación de especies salvajes. En ellos, los animales rescatados aprenden poco a poco a relacionarse con los de su misma especie, y a ganar seguridad y confianza hasta que son devueltos a su hábitat natural.
0
0
0
0
0No comments yet