Check the new version here

Popular channels

El marido y los suegros de Valeria Mazza, procesados

* Podrían haber falsificado un contrato de arrendamiento para evadir impuestos

* Si se confirma la imputación, se enfrentan a penas de entre uno y seis años de cárcel

* En septiembre, la policía boanerense registró las oficinas de la productora de Mazza

* Alejandro Gravier ha emitido un comunicado para defender su inocencia



La Sala Cuarta de la Cámara del Crimen argentina ha decidido procesar al marido y a los suegros de la bella modelo argentina Valeria Mazza por haber falsificado presuntamente un contrato de arrendamiento con el fin de evadir impuestos. El tribunal considera que Alejandro Jorge Gravier, Horacio Alfredo Gravier y María Cristina Cirio han sido "partícipes necesarios del delito de uso de documento falso", un delito que contempla penas de entre uno y seis años de cárcel.
Los padres de Gravier y él mismo han sido imputados por la justicia argentina por presentar ante la AFIP (la Administración Federal de Ingresos Públicos, el equivalente a la Hacienda española) un "contrato de arrendamiento presuntamente simulado" en el que, además, se habrían falsificado las firmas de un escribano. La presunta maniobra ilegal se habría cometido, según la Agencia DyN, a través de dos empresas propiedad de Valeria Mazza y su marido. Estas sociedades han estado en el punto de mira de la justicia argentina, que las investiga por presunta evasión de impuestos.

Alejandro Gravier ha emitido un comunicado a través de sus abogados para aclarar algunos puntos sobre su procesamiento. Según el empresario, "no tiene deuda alguna con la AFIP. "Las distintas empresas que conforman el grupo familiar se encuentra al día y no deben impuestos". Dice que la decisión de la Justicia de procesarle "no es definitiva" y desvía la atención del asunto hacia otra persona: "El sr. Gravier ha sido víctima de una maniobra urdida por un ex escribano, hoy prófugo de la Justicia, y ha sido sorprendido en su buena fe al descubrir que un protocolo notarial en el que se certificaron firmas, en realidad, había sido robado previamente".

"Él es un testigo"

Fue a mediados de septiembre cuando se supo que algo no iba bien en los numerosos negocios de uno de los matrimonios más estables del 'show business'. La policía bonaerense registró entonces las oficinas de la productora que la modelo Valeria Mazza tiene en Buenos Aires. Entonces se supo que la razón era una presunta estafa relacionada con la venta de unos terrenos que pertenecían a su esposo, Alejandro Gravier.

Según informó la agencia Efe entonces, Gravier estaba envuelto en una investigación por estafar presuntamente a los compradores de una serie de lotes de terreno en el norte de la provincia de Buenos Aires que estaban destinados a la construcción de un barrio privado.

"Él es un testigo, no tiene ningún tipo de responsabilidad en esto, fue una operación que se hizo posteriormente a que él cediera el terreno", explicó el abogado de Gravier, Alejandro Cúneo, a medios locales.
0
0
0
0
0No comments yet