Check the new version here

Popular channels

Embarazó dos veces a su hija de 15



Embarazó dos veces a su hija de 15

Un hombre de 65 años fue detenido por violar reiteradamente a una menor, con la que tuvo un bebé hace más de un año. Se trata de un trabajador rural del paraje santiagueño de Real Sayana, quien ya tenía un antecedente de abuso sexual.

Un incalificable sujeto de 65 años se encuentra aprehendido, acusado del supuesto delito de abuso sexual en perjuicio de su hija de 15 años, a quien habría dejado embarazada y con la cual tendría un niño, y en los últimos meses perdió un embarazo.

El hecho salió a la luz en las últimas horas, y la terrible historia se enmarca en una humilde vivienda de un paraje rural de Real Sayana, distante poco más de 200 kilómetros al sudeste de esa capital.

Cansada de los abusos que sufría su hija, la madre de la menor, de 31 años, decidió radicar la denuncia, para lo que tuvo que pergeñar toda una situación para poder zafar del hombre que las mantenía amenazadas de muerte a toda la familia si osaban denunciarlo.

Al hombre no les son ajenos “los placeres” a la fuerza, que lograban calmar sus más bajos instintos por medio del sometimiento y las amenazas.

Hace muchos años estaba en concubinato con una mujer casi de su misma edad. Ésta tenía una hija adolescente a la cual el hombre abusaba reiteradamente hasta que la dejó embarazada, fruto de esos abusos nació una niña. De eso ya hace 15 años. Por este hecho, el hombre estuvo preso cuatro años.

Como una burla del destino, la niña corrió la misma suerte que su madre: padecer en carne propia los abusos, en este caso de su padre biológico.

Una vez que el hombre salió en libertad, ya separado de su concubina, comenzó a rondar la vivienda donde vivía su hijastra. Con el pretexto de ayudarla en la crianza de la pequeña, el hombre se fue acercando cada días más hasta ganar la confianza de su ex hijastra y madre de su hija.

Al poco tiempo, el sujeto dejó al descubierto sus claras intenciones, que no eran precisamente el ayudar en la crianza a su hija. Los abusos habrían comenzado de muy niña. El violador imponía miedo y “respeto” a fuerza de gritos, golpes y amenazas.

La Justicia busca dilucidar qué rol cumplía la madre y por qué no pudo pedir ayuda a tiempo. También saber sobre seis hermanitos más de la víctima, quienes todas las noches tenían que soportar “el llanto y los gritos” de su hermana cuando el hombre la obligaba ir a dormir a su cama y la sometía delante de ellos.

Cuando la Fiscalía de Añatuya tomó intervención en el caso, ordenó la aprehensión del sujeto y una serie de medidas para ayudar a la menor y a su entorno. Con la paciencia propia de la experiencia en la profesión, efectivos de la Seccional 42 de Colonia Dora, se internaron en el monte espeso. Allí aguardaron sigilosos un par de días, hasta que el hombre salió de su escondite. Ya había sido alertado de que lo habían denunciado. Finalmente fue detenido, según indicó diariopanorama.com.
0No comments yet