Estos estudiantes inventaron bici que no puede ser robada



Su prototipo ya es un viral de YouTube






La sustracción de una bicicleta siempre es algo trágico y especialmente injusto. A medida que los desplazamientos sobre dos ruedas ganan adeptos en la grandes ciudades, el fenómeno parece imparable: cada segundo, una bicicleta es robada.

Se usurpan sillines, ruedas y bicicletas molonas; se roban piezas de velocípedos antiguos para reparar otros. Y hartos de encontrar los restos del crimen junto a una farola o un árbol, tres estudiantes de ingeniería de la Universidad Adolfo Ibáñez de Chile han inventado la bicicleta que no puede ser robada: su nombre es Proyecto Yerka.

El prototipo, además de tener un diseño urbano y actual, destierra los candados y convierte el sillín en una cerradura irrompible. La única manera de robar una Yerka es romper el marco, y para eso los cacos insensibles tendrían que ir con una radial por la calle.

Aunque la idea aún esté en fase de desarrollo, la comunidad ciclista ha mostrado su entusiasmo a estos jóvenes (su vídeo de presentación tiene más de 2 millones de visualizaciones en Youtube). La Yerka es la bicicleta que se abraza muy fuerte a los árboles y farolas, y te espera siempre.

La bicicleta que se abraza muy fuerte a los árboles y farolas, y te espera siempre.


Mirá el Video:

link: https://www.youtube.com/watch?feature=player_embedded&v=1pWYu8t5o4o