Check the new version here

Popular channels

Freno judicial adecuación Clarín

El juez de primera instancia en lo Civil y Comercial Federal N° 1, Horacio Alfonso, dictó ayer una “medida cautelar interina” por la que suspendió la adecuación forzosa del Grupo Clarín que había sido ordenada por la mayoría kirchnerista de la AFSCA.



El magistrado, el mismo que en diciembre de 2012 declaró en primera instancia la constitucionalidad de la ley de medios, resolvió ayer dictar una “medida precautelar”, prevista en la nueva ley de cautelares que impulsó el Gobierno el año pasado, mientras resuelve la cautelar principal, para la que debe dar traslado al Estado.

Ambas medidas fueron solicitadas por el Grupo Clarín tras la resolución de la AFSCA que rechazó intempestivamente su adecuación voluntaria el 8 de octubre y ordenó el procedimiento del oficio.



Alfonso dictó la cautelar interina “en virtud de lo preceptuado por el párrafo 3 del inciso 1 del artículo 4°” de ley de cautelares. Lo hizo –según él mismo explicó- “dada la importancia del tema a tratar, como así también el estado de los hechos en la causa”. Por ellos, continuó Alfonso, “se justifica el dictado de la medida precautelar requerida”.

El juez concluyó que “corresponde ordenar” a la AFSCA y otros organismos “se abstengan de ejecutar, por sí o por terceros, acto alguno con relación a la transferencia de oficio dispuesta hasta que se dicte la resolución que trata la cautelar solicitada”.

Al solicitar la suspensión judicial de la adecuación forzosa, el Grupo Clarín explicó que con la misma el gobierno violó el debido proceso, ya que nunca lo notificó con anticipación ni le permitió ejercer su derecho de defensa. De hecho, Sabbatella había anunciado la medida en conferencia de prensa cuando esta ni siquiera había sido tratada en el directorio del organismo. Los propios directores por la oposición, Gerardo Milman y Marcelo Stubrin, ni siquiera pudieron analizar el expediente y en un dictamen posterior la consideraron “nula de nulidad absoluta”.

En su demanda, el Grupo Clarín explicó además que la resolución de la AFSCA violenta los principios del fallo de la Corte Suprema de 2013 sobre la ley de medios, ya que implica un trato desigual frente a otros grupos de medios y revela una animadversión por parte de Sabbatella y los otros directores kirchneristas, que no reúnen los requisitos técnicos, de independencia y de neutralidad que exige la ley. Clarín también sostuvo que su plan se ajusta rigurosamente a la ley de medios y que las acusaciones de la AFSCA son “falsas y disparatadas”, ya que la división y venta de sus unidades no exhibe ningún tipo de incompatibilidad con las exigencias de la ley.
0
0
0
0
0No comments yet