Popular channels

Fue a la comisaria y lo atendio un preso



"No hay nadie". Esa fue la respuesta que recibió un comerciante de Chabas, provincia de Santa Fe, que fue a denunciar un robo a la comisaria.

El había tocado la puerta porque al llegar se dio cuenta que estaba cerrada con llave. "Pensé que me estaban cargando, porque si no había nadie cómo podía ser que me contestaran", contó a TN Alfredo Gallegos, dueño de un lavadero de autos asaltado el domingo a la noche.





Unos segundos después entró por una puerta lateral y entendió lo que pasaba: el que le respondía era un detenido, que había quedado sólo en la seccional.

"Estaba adentro del calabozo, pero no había nadie que lo custodie.

Yo podría haber entrado para liberlo y no pasaba nada", agregó. Indignado, volvió hasta su local y ahí se encontró con un policía, al que le reclamó por la situación que había vivido minutos antes:





"Me terminó diciendo que eran sólo tres agentes: uno estaba cuidando el banco, otro haciendo adicionales y él recorriendo la calle.

'¿Qué querés que haga?', me preguntó".

El caso llegó hasta el intendente de Chabas, una ciudad de 10 mil habitantes ubicada a 80 kilómetros de Rosario, y terminó con el desplazamiento del jefe de la comisaría.

"Hubo varios vecinos que sufrieron robos.
En mi caso, se llevaron herramientas de trabajo que valen cerca de 40 mil pesos. Hoy por hoy tengo el lavadero cerrado y no sé cómo voy a hacer para seguir", se lamentó Alfredo.
0
0
0
0No comments yet