Check the new version here

Popular channels

Griesa autorizó al Citibank a pagar un vencimiento de bonos

El martes el país podrá abonar los intereses del Par local. Pero los de legislación extranjera siguen bloqueados.



Fue una audiencia totalmente inusual.


Duró dos horas y media con un receso de quince minutos. Es decir, fue muchísima más larga que las anteriores. El juez Thomas Griesa habló con más claridad y precisión que en el pasado. Pese a que lo venían acusando de viejo, salió de la audiencia manejando su propio auto. Y los fondos buitres sorprendieron cuando en el medio de la audiencia se alinearon con la posición de Argentina al decir que estaban de acuerdo con que el Citibank pueda pagar el vencimiento de los bonos emitidos bajo ley argentina el 30 de setiembre próximo.

La estrategia de los fondos buitres no fue inocente. El pago que autorizó Griesa estableciendo una medida cautelar sigue siendo una excepción y no significa que eso pagos podrán hacerse en el futuro como deseaba el Citibank. De hecho, pese a que venia afirmando que los bonos emitidos bajos legislación argentina son diferentes, Griesa no dictaminó un fallo definitivo autorizando el pago de los mismos para siempre. Solo extendió la excepción que ya había otorgado al Citibank en julio, es decir, un pago por una sola vez. Mas aún, el juez neoyorkino le dio a los fondos buitres permiso para investigar por orden judicial al Citibank (el llamado ‘discovery’) si esos bonos son parte de la deuda externa argentina o parte de la deuda domestica como afirma el Citibank y Argentina.

La primera en tomar la palabra fue la abogada de Citibank, Karen Wagner. Hizo una exposición explicando que Griesa debía autorizar el pago de los bonos argentinos porque el Citi Argentina es solo un custodio de los bonos y no un agente fiduciaria como lo es el Bony. Además, dijo que los bonos argentinos son deuda domestica y no externa. “Y por lo tanto no están sujetos a la cláusula del pari passu”, dijo Wagner. “¿Por qué no?”, preguntó Griesa. “Porque de acuerdo al Acuerdo de la Agencia Fiscal (FAA) de 1994 sólo la deuda externa está sujeta a la cláusula pari passu”, dijo Wagner.

Luego tomó la palabra el famoso Ted Olsen, abogado que le permitió ganar la presidencia a George Bush. Olsen habló en nombre de los buitres. Pero su exposición no fue muy brillante y le hizo perder la paciencia a Griesa. Tan fue así que cuando comenzaron a discutir el punto central, a saber si los bonos argentino son deuda externa o domestica, Olsen cedió la palabra a Edward Friedman, el abogado de Aurelius, Friedman tomó el texto del FAA, lo analizó con detención para demostrar por qué, según él, los bonos argentinos son deuda externa “quienes lo compraron no eran solo argentinos y no los compraron únicamente en Argentina”, dijo Friedman. Cuando Friedman intentó explicar además por qué los bonos argentinos están cubiertos por el fallo de Griesa, el astuto magistrado lo interrumpió “Yo fui el autor de ese fallo y no tuve esa intención”. El ping pong entre Friedman y Griesa se fue extendiendo hasta que Friedman se dio cuenta que estaba perdiendo la batalla.

Fue entonces que dijo que todos los fondos buitres se habían puesto de acuerdo para que Griesa imponga una medida cautelar que le permita al Citibank hacer un pago nuevamente por una sola vez el 30 de setiembre al mismo tiempo que ellos investigaban que tipo de bonos son los emitidos bajo ley argentino. “De este modo la corte no estará bajo presión para decidir este tipo de cuestión ahora”, dijo Friedman. “No hay urgencia”. “Es un pedido razonable” reaccionó Griesa, El Citibank objetó. Argentina objetó. Los abogados de JP Morgan y de Clearstream pidieron mas clarificaciones. Pero Griesa aceptó la sugerencia de Friedman. Estableció una medida cautelar para que el Citibank pueda pagar el próximo 30 de setiembre y los fondos buitres puedan investigar en qué tipo de categoría hay que colocar a los bonos argentinos.

Habrá una nueva audiencia sobre este tema en treinta días.
0
0
0
0No comments yet