Check the new version here

Popular channels

Helicopteros de la OTAN, Pierden el Camino en Polonia

"Mi abuela vivió la II Guerra Mundial y estaba aterrorizada", asegura una vecina de Gruta
"Tendríamos que haberles ofrecido algo de comer y de beber", dijo la alcaldesa




Los habitantes de Gruta, un pequeño pueblo polaco a unos 220 kilómetros al norte de Varsovia, se temieron lo peor cuando vieron descender en un campo de colza anexo al polideportivo local seis helicópteros de combate UH60 Black Hawk. "Mi abuela vivió la II Guerra Mundial y estaba aterrorizada, pensaba que los alemanes estaban invadiendo otra vez Polonia", ha descrito la situación el joven polaco Malek, en declaraciones a Bloomberg.

Los soldados que bajaron de los helicópteros, todavía con las hélices en marcha, no eran sin embargo alemanes, sino americanos, que si dirigieron al pueblo en busca de alguien que hablase inglés para preguntar un tanto angustiados: "Where are we here?" (¿Dónde estamos?).

Los seis helicópteros del Ejército de los EEUU forman parte de las maniobras militares que la OTAN está desplegando en los países fronterizos con Ucrania, con el objeto de demostrar a Rusia que, ante la violación de territorio de uno solo de los países de la Alianza, toda la fuerza militar de los aliados acudirá en su defensa. Unos 2.000 soldados de nueve países están participando en las maniobras como avanzadilla de la "fuerza de reacción rápida" que la OTAN ha decidido instalar en la zona durante la reciente cumbre celebrada en Gales. Uno de los momentos más espectaculares de estas maniobras tuvo lugar la noche del viernes, cuando unos 500 paracaidistas aterrizaron en el aeropuerto de Lielvarde, ubicado a 60 kilómetros de la capital letona, Riga. Ellos al menos sabían dónde caían.

Los pilotos de los Black Hawk, por el contrario, se habían desorientado en algún punto de su trayectoria de vuelo entre Letonia y la base estadounidense de Miroslawiec, por lo que se vieron obligados a buscar la ayuda de la población para situarse. "En Polonia, están ustedes en Polonia", les respondió el primer campesino que logró entender lo que querían. "¿Podría decirnos en qué dirección está el frente?", fue la siguiente pregunta de uno de los pilotos, mientras desplegaba un plano de campaña en el que trataba de señalar la ubicación.

"Gracias a Dios eran los americanos", suspiró ante las cámaras de televisión que acudieron pocas horas después uno de los habitantes del pueblo, Tomasz Lezska, "pensamos que eran los rusos y estábamos buscando ya dónde escondernos".

"Había una espesa niebla que les impidió ver dónde estaban exactamente", aclaraba mucho más formal la alcaldesa de Gruta, Halina Kowalkowska, que obsequió a los soldados norteamericanos con folletos publicitarios de las posibilidades turísticas que ofrecen los alrededores de esta población. "Tendríamos que haberles ofrecido algo de comer y de beber, pero nos quedamos tan en shock, que no reaccionamos y se fueron después de unos cuantos minutos", lamenta.
0
0
0
0
0No comments yet