Imanes musulmanes británicos consideran "herejes" a los yiha

Imanes musulmanes británicos consideran "herejes" a los yihadistas que apoyan al ISIS


Destacados líderes religiosos han emitido una fatua (dictamen religioso) que condena a los terroristas islámicos del Reino Unido que apoyan los brutales crímenes y atentados del Estado Islámico





Al menos seis líderes islámicos británicos han apoyado esa "fatua", que destaca que los musulmanes tienen "la obligación moral" de ayudar a los afectados por el conflicto de Siria e Irak pero deben hacerlo "sin traicionar a sus propias sociedades".

"Los ciudadanos británicos y de la Unión Europea tienen responsabilidades hacia sus propios países según la teología y la jurisprudencia islámica, por lo que está prohibido que viajen para luchar junto a cualquier bando en Siria", señalan los académicos islámicos.

Su dictamen se conoce dos días después de que el Reino Unido haya aumentado a "grave" su nivel de alerta por terrorismo ante la evolución de los conflictos en Siria e Irak.

El nuevo nivel de alerta es el cuarto grado en una escala de cinco y significa que un ataque terrorista es "altamente probable", si bien el gobierno británico ha remarcado que no tiene información que apunte hacia un ataque "inminente".

El primer ministro, David Cameron, ha insistido en los últimos días en que la actividad del Estado Islámico (ISIS) en Irak supone "la mayor amenaza para nuestra seguridad que hemos visto hasta ahora".

Para Cameron, la reciente decapitación del periodista estadounidense James Foley a manos de un yihadista supuestamente de origen británico fue una "prueba evidente" de que el auge del extremismo "no es un problema que esté lejos, a miles de kilómetros de aquí".



"La raíz de esta amenaza para nuestra seguridad está clara. Es la ideología venenosa del islamismo extremista, que ha sido condenada por todos los credos y todos los líderes espirituales", afirmó el viernes pasado el premier del Reino Unido.



Un gran apoyo

Uno de los firmantes de la fatua es Muhammad Shahid Raza, secretario general del Consejo de la Ley Islámica del Reino Unido, quien destacó su importancia al periódico británico The Sunday Times.

"Tiene mucho peso, porque es apoyada por muchos estudiosos de distintas experiencias teológicas y de distintas escuelas. Espero que nuestros jóvenes escuchen lo que estamos diciendo en esa declaración. La fatua debe ofrecer un mejor entorno de seguridad", dijo.

Londres calcula que alrededor de 500 de sus ciudadanos han viajado a Siria para combatir junto a extremistas islámicos.