Israel Abatio a los Asesinos de los Jovenes Secuestrados

Fuerzas israelíes localizaron y abatieron a los dos principales sospechosos del secuestro y asesinato de tres adolescentes israelíes -perpetrado el 12 de junio pasado-, tras varios meses de investigación, señalaron oficiales israelíes.

Marwan Kawasme y Amer Abu Aysha fueron eliminados durante el intento de arresto que tuvo lugar anoche (entre el lunes y el martes), señaló un comunicado del vocero militar.

“Abrimos fuego, ellos respondieron el fuego y fueron abatidos en el intercambio de disparos”, dijo el coronel Lerner. “Tenemos confirmación visual sobre uno de ellos. Sobre el segundo, no tenemos confirmación visual, pero la hipótesis es que fue abatido”.


LOS JOVENES ISRAELIES SECUESTRADOS Y ASESINADOS


La operación fue llevada conjuntamente por el servicio de inteligencia Shabak (Servicio de Seguridad General), tropas de la Yamam (la unidad antiterrorista de la Policía) y soldados de Tzáhal (Ejército de Defensa de Israel), tras recibir información de dos sospechosos de Hamás, arrestados previamente, apuntó el Shabak en un comunicado.

Alrededor de las 3 a.m. las fuerzas de seguridad llegaron a la vivienda donde se creía que los sospechosos estaban escondidos y se desató un fuerte intercambio de fuego. Kawasme y Abu Aysha se negaron a entregarse. Una topadora fue empleada para destruir la casa en la que aún se escondían.

El Canal 10 informó que en las últimas semanas el aparato de defensa creyó haber localizado a los dos sospechosos en varias ocasiones; pero que ambos lograron darse a la fuga hasta este martes a la madrugada.

Kawasme y Abu Aysha eran miembros de familias fuertemente vinculadas a la organización terrorista islámica Hamás, de la zona de Hebrón.

Kawasme fue detenido en varias ocasiones por su participación en actividades de Hamás, incluyendo en 2010 cuando fue identificado como miembro de una célula responsable de un ataque en el que fueron asesinados cuatro civiles en Beit Hagai, en agosto de 2010, según el Shabak.

Abu Aysha estuvo en prisión entre 2005 y 2006 por su participación en actividades de Hamás.

Ambos sospechosos fueron los autores materiales del secuestro y asesinato de Naftali Fraenkel , de 16 años, Gil-ad Saar, 16, y Eyal Yifrach, de 19, según las fuerzas de seguridad. Los tres jóvenes estudiantes de una yeshiva (seminario rabínico) fueron secuestrados cuando hacían autostop en la zona de Gush Etzíon, en Cisjordania (Judea y Samaria).

Los cuerpos de los adolescentes fueron hallados enterrados improvisadamente, cerca de Hebrón, tres semanas después del asesinato tras una intensiva búsqueda.

El secuestro desató una campaña israelí para desbaratar a la organización terrorista Hamás en Cisjordania. Hamás respondió desde la Franja de Gaza con una lluvia de proyectiles de mortero y cohetes contra las comunidades del sur del país, lo que a su vez desató la operación Margen Protector en la Franja de Gaza en la que según fuentes militares fueron abatidos alrededor de mil terroristas palestinos y destruidos más de treinta túneles de ataque.