Check the new version here

Popular channels

Kevin Molina: siete gendarmes imputados por el crimen

Catorce meses después del asesinato del nene de 9 años que fue baleado en su propia casa de Villa Zavaleta, al quedar en el medio de un tiroteo, el fiscal a cargo de la causa decidió incriminar a los efectivos. Las escuchas al 911, que posibilitaron los vecinos, fueron clave.



Su mamá lo encontró acurrucado, debajo de una mesada y pensó que estaba protegiéndose, pero Kevin ya estaba muerto.

Catorce meses después, el fiscal Adrián Giménez imputó a siete gendarmes por el delito de "incumplimiento de los deberes de funcionario público", según detalló Infojus. La definición del fiscal, que pidió sus indagatorias al Juzgado Correccional 14, surge del cruce de los llamados de los vecinos al 911 para denunciar un tiroteo entre dos bandas, que duró tres horas, y las respuestas de los dos móviles enviados al lugar. "Negativo detonaciones", repitieron una y otra vez los gendarmes.

En su resolución, el fiscal aseguró que los efectivos "no efectuaron una debida verificación de la zona en su rol de prevención" e indicó que -de acuerdo con los reiterados llamados al 911-"inequívocamente que se estaban produciendo detonaciones" el 7 de septiembre de 2013, en la zona de la Plaza Kevin, y que los llamados de auxilio eran "coincidentes (en las descripciones) y provenían desde distintos números telefónicos".

Según detallaron las pericias, ese día hubo más de 105 disparos de Uzi y FAL, en un tiroteo que duró más de tres horas y media, a 50 metros de una casilla de Prefectura Naval y a 100 de una garita de Gendarmería Nacional, en la villa Zavaleta.

Lee el resto de esta nota acá

Seguime en Twitter: @hernankhat
0
0
0
0
0No comments yet