Canales populares

La izquierda quiere ejercer un golpe de estado

Afuera, vuelan piedras y balas de goma. Manifestantes tiraron bombas molotov contra la policía.

Fuera del Congreso, los incidentes entre manifestantes y la policía llevan casi tres horas. Dentro del Parlamento, el oficialismo logró juntar más de 129 legisladores necesarios para el quórum y arrancó la sesión que convertirá en ley la polémica reforma jubilatoria. Luego de un cuarto intermedio con todos los jefes de bloque, se dispuso seguir adelante con el debate.

"La información que tenemos de los funcionarios es que hay agresiones en la calle y estiman controlarlas en las próximas horas", dijo Emilio Monzó, presidente de la Cámara de Diputados.

Otra vez, los alrededores del Congreso se convirtieron en el escenario de una batalla campal entre manifestantes y policías. Los enfrentamientos comenzaron cuando un grupo de manifestantes derribó uno de los vallados y comenzó a arrojar piedras y botellazos a las fuerzas de seguridad. Sin embargo, el ataque no fue improvisado. Los controles del lugar encontraron que algunos militantes llevaban gomeras, palos y todo tipo de armas caseras.



En la previa del debate hubo un encuentro cumbre en el Congreso del que participaron el jefe de Gabinete Marcos Peña, el ministro del Interior Rogelio Frigerio, la diputada de Cambiemos Elisa Carrió y el presidente de la Cámara Baja, el oficialista Emilio Monzó. Los jefes provinciales que apoyan el proyecto fueron convocados como estrategia del Gobierno para tratar de asegurarse no solo el quórum sino también la sanción de la iniciativa.

Los enfrentamientos de este mediodía empezaron a minutos de que empiece la sesión para promulgar la polémica reforma de pensiones que impulsa el Gobierno de Mauricio Macri. Activistas tiraron piedras, botellas y bombas de estruendo (pirotecnia) mientras intentaban derribar las vallas metálicas instaladas para impedir que la marcha llegue hasta la plaza de los Dos Congresos.





+5
0
0
0No hay comentarios