Popular channels

La presión de la luz puede mover líquidos

La presión de la luz puede mover líquidos


Científicos descubren como crear un chorro de líquido con solo la energía de la luz.

Proyectaron un haz de láser a través de un líquido jabonoso, produciendo un largo chorro que finalmente se deshace en gotitas.

“Simplemente pensé que era rarísimo, se cuando debe romperse un líquido supuestamente, y este no lo hace”, comentó un miembro del equipo que realizó el estudio, Wendy Zhang, profesora asistente de física en la Universidad de Chicago.

En la imagen de la izquierda, la barra Blanca en el fondo representa la anchura de un cabello humano. Crédito: Régis Wunenburger y Jean-Pierre Delville.

El trabajo, realizado en cooperación con científicos franceses de la Universidad de Burdeos, se detalla en la edición del 30 de marzo de la revista Physical Review Letters.

“En trabajos anteriores, se descubrió que se pueden mover partículas individuales con lásers” comentó Robert Schroll, estudiante graduado en física de la Universidad de Chicago y autor principal del artículo publicado. Ahora parece que el láser también puede emplearse para generar corrientes de masa en fluidos. “Hasta donde sabemos, somos los primeros en mostrar este particular efecto”.

Los físicos saben que el calor de los lásers puede mover líquidos. Pero esta prueba descubrió que es la propia luz, y no el calor, quien efectúa el empuje.

“De hecho, la luz presiona sobre nosotros ligeramente. Este efecto es conocido como presión de radiación”, comentó Zhang.

Esta ligera presión generada por los fotones – partículas de luz – pasa normalmente inadvertida. Pero el líquido usado en el nuevo experimento – una mezcla jabonosa – posee una superficie tan increíblemente débil que hasta la luz puede deformarla. La luz creó un cambio de fase que recuerda un poco al modo en que el champú se vuelve jabonoso cuando lo mezclas con el agua, explicaron los científicos.

La técnica recién descubierta podría ofrecer un nuevo método para controlar la corriente de un fluido a través de canales más finos que un cabello humano en aplicaciones biomédicas y biotecnológicas, afirmaron los investigadores.

Fuente:
http://www.maikelnai.es/?p=401
0
0
0
0No comments yet