Check the new version here

Popular channels

La yihad toca las puertas de la República Popular China

La yihad toca las puertas de la República Popular China


Cuando el Ejército de Siria y Levante (ISIS) tomó Irak para formar su califato denominado Estado Islámico (EI), se sumó por la fuerza al concierto de las naciones y, anunciaron sus planes de gobierno que consisten en la propagación de su yihad alrededor del mundo tendiendo como objetivos principales Europa occidental, (básicamente la costa mediterránea) África y Asia Central.





Pues la yihad liderada por el Estado Islámico ya está tocando las puertas de China, están dispuestos a combatir al gobierno hereje que lidera la burocracia comunista de negocios capitalistas.

En la región china de Xinjiang hay una presencia importante de musulmanes que luchan por la separación de China por ende son sistemáticamente rodeados por el gobierno quien no permite la diferencia de cultura en su cielo.

Detonando un conflicto local que al parecer va en aumentando en su intensidad, obligando al gobierno chino a replantear su estrategia en la conflictiva región ya que en el último año se ha desatado con mayor vehemencia la violencia terrorista.



Aunque las autoridades chinas intentan silenciar cualquier información al respecto a finales del año pasado en Urumqi capital de la región autónoma de Xinjiang fue escenario de un atentado terrorista matando a 39 personas e hiriendo a otras 94.

Ante esta situación el gobierno estableció una campaña contra el terrorismo que en el primer mes dio como resultado el arresto a 380 personas, 13 ejecutados, 32 bandas terroristas desmanteladas y la confiscación de 264 detonadores y 3.15 toneladas de explosivos.

Pero la violencia no se detiene a pesar de las rudas estrategias del gobierno comunista ya que en uno de los últimos atentados perpetrados en Shache County, Kashgar Prefectura, Región Autónoma Uygur de Xinjiang, murieron 37 civiles y otros 13 resultaron heridos, el gobierno respondió con la ejecución de 59 terroristas y la detención de otros 215, y hace una semana el gobierno ejecutó a otros 8 por estar relacionado con ataques perpetrado en la plaza de Tiananmen, en Pekín, en octubre de 2013, en el que murieron dos turistas.

Incluso los llamados terroristas han asesinado a los partidarios del gobierno chino que se encuentran en la Xinjiang como es el caso de Juma Tahir un Imam Uigur quien fue apuñalado en la mezquita principal en Kashgar Prefectura en la Región Autónoma Uigur y, la respuesta del gobierno va en la misma tónica, asesinando a 10 posibles responsables.

Como se puede observar China está siendo atravesada por una oleada terrorista, conformada por diversos grupos que están llamando la atención del Estado Islámico quien anunció que sus próximas incursiones pueden tocar suelo comunista.

El 4 de julio el líder del todavía ISIS Abu Bakr al-Baghdadi señaló a China como uno de los puntos a atacar debido a la persecución del gobierno en contra de los musulmanes la etnia Uyghur acusados como hemos visto de la oleada terrorista que azota a China.

Hay puntos a considerar sobre la posibilidad de ello:

1) El gobierno de China parece sólo contar con la fuerza bruta para contrarrestar a los separatistas, en palabras del jefe de redacción de The Diplomat Zachary Keck @ZacharyKeck el gobierno no tiene una red de inteligencia que le haga dar golpes frontales a la estructura terrorista quien al parecer tiene a capacidad de seguir golpeando con fuerza a lo largo del territorio chino y ganando simpatizantes ya que ni siquiera puede proteger a los leales al gobierno comunista como sucedió con el asesinado del Iman Juma Tahir.
2) El Estado Islámico cuenta con la fuerza financiera y militar para expandir su yihad a diversas parte del mundo ya que no sólo es una organización que sólo basa su poder en la delincuencia organizada o el pillaje a gran escala, se ha vuelto un productor de petróleo escalando cualitativamente su organización tanto en complejidad como en alcances, se presume que con el botín de oro que obtuvieron en Mosul pueden reclutar a 60.000 combatientes y pagarles 600 dólares al mes durante un año entero, sin contar con su renta petrolera y su posible financiamiento proveniente de Arabia Saudita
3) El Estado Islámico comienza a tener presencia en Asia con mayor exactitud en Malasia, hace tan sólo unas semanas fue desarticulada una célula que tenía la intención de realizar ataques terroristas contra empresas occidentales como la una fábrica de cerveza Carlsberg, cerca de Kuala Lumpur.

Lo único que puede detener por el momento al Estado Islámico en su expansión yihadista es la alianza de facto que están realizando de manera informal Siria-Irán-EUA quienes se ven obligados actuar para intentar encapsular a una de las organizaciones terrorista que se está convirtiendo en una nación para los yihadistas y como no está respaldada (ni lo estará) por el mundo, tampoco está obligada a respetar sus leyes, la yihad se expande.

0
0
0
0No comments yet