Canales populares

Liberan a los líderes de Quebracho por huelga de Hambre

Liberan a los líderes de Quebracho que
hacían una huelga de hambre



Esteche podría morir


Raúl Lezcano, dirigente de Quebracho, fue liberado esta noche y su compañero, Fernando Esteche, líder de ese movimiento, correrá la misma suerte recién este miércoles, debido a que su delicado estado de salud lo obligó a permanecer internado en el porteño Hospital Argerich.

Así lo informaron a la agencia Noticias Argentinas delegados de Quebracho, quienes cerca de las 23 recibieron la ansiada resolución, a cargo de un Tribunal Oral Federal quien decidió otorgarles la libertad a los dirigentes detenidos hace seis meses.

"Fue un triunfo de todos los que salimos a pelear por los compañeros. No sólo de Quebracho sino de todas las entidades de derechos humanos que nos apoyaron en esta lucha", señaló a NA, la abogada Fernanda Pereyra.

Y subrayó que la Justicia "reaccionó" porque el Gobierno "no podía correr el riesgo político ante la posible muerte de Lezcano y Esteche", en delicado estado de salud, por una huelga de hambre realizada, en reclamo de su liberación.

La abogada indicó, además, que se enteraron de la noticia porque llegó al hospital una orden donde los dirigentes debían firmar su alta médica y posterior liberación, "pero aún no logramos conocer los argumentos" de la decisión a favor de los integrantes de Quebracho.

El líder del movimietno y Lezcano se encontraban detenidos y realizando huelga de hambre desde hace 43 días, motivo por el cuya este martes fueron trasladados desde el Penal de Ezeiza hasta el Hospital Argerich, en el barrio de La Boca.

Allí, les realizaron los estudios necesarios para establecer cuál es su estado de salud después de realizar la huelga de hambre y se definió que debían ser internados pero permanecieron en la guardia del centro asistencial porque no había camas para internarlos.

Esteche y Lezcano fueron detenidos hace seis meses por el ataque el local partidario del gobernador de Neuquén, Jorge Sobisch, que se realizó durante una protesta por el asesinato del maestro Carlos Fuentealba.


Su estado de salud es muy grave

Alojados en el penal de Ezeiza tras ser acusados por el ataque al local partidario que el gobernador neuquino Jorge Sobisch tiene en esta capital, Esteche y Lescano comenzaron una “huelga de hambre estricta que puede terminar en la muerte”, había sostenido en diálogo con Radio 10 el médico de ambos, Juan Manuel de Rosa.

De Rosa sostuvo que la única manera que existía de que terminen con la huelga de hambre es que “pierdan el conocimiento (y que sean entubados) o que logren la libertad”. De otra manera la huelga “podría terminar en la muerte”, había aseverado.

Según sostuvo el médico, Esteche no sólo pierde proteínas y nutrientes sino también músculos y masa corporal. “Pesaba 71 kilos y ahora está en los 52”, graficó. Lescano, de 52 años, tiene problemas prostáticos y es hipertenso.

“La internación está decidida”, respondió De Rosa ante la pregunta de cómo seguirá la situación. en el Argerich “aparentemente no hay camas” por lo que “podrían ser derivados a otro hospital público”.


FUENTE

0
0
0
0No hay comentarios