Check the new version here

Popular channels

Los piqueteros argentinos volvieron al ataque

Los ambientalistas argentinos estuvieron tres días preparando la acción y ayer, a cinco kilómetros de la frontera, le cortaron el paso a maquinaria que contrató Ancap para hacer exploraciones en el norte del país.



Foto: Diario El País


El presidente de Ancap, José Coya, dijo a El País que los camiones bloqueados fueron vandalizados, al tiempo que confirmó que un quinto cargando un sismógrafo logró pasar la frontera hacia Uruguay.
"Los ambientalistas vandalizaron los camiones durante la noche e incluso faltaron algunos elementos", indicó.

"Sabemos que los asambleístas estaban hablando de que la maquinaria era para hacer fracking", dijo. El fracking es un método de extracción de crudo polémico por los perjuicios que genera en el medio ambiente. La maquinaria que contrató Ancap tiene como destino prospección de petróleo en Salto, Artigas y Tacuarembó y Riet aclaró que no es para fracking. "Nada más lejos de la verdad, Ancap está a años luz de eso", afirmó

Por orden de una jueza federal, la gendarmería argentina desalojó la ruta por la fuerza, tras desacatarse, a los piqueteros ambientalistas que interceptaron un convoy de camiones con equipos de estudios sísmicos de una empresa que fuera contratada por Ancap, y liberaron los vehículos que no pudieron ingresar a Uruguay el pasado sábado.


Foto: Diario El País


Los camiones partieron desde Buenos Aires el miércoles y pensaban arribar a las proximidades del puente internacional de Salto Grande el viernes, y de ahí al día siguiente hacer Aduana en ese paso fronterizo para su ingreso a Salto, que es uno de los departamentos en los que Ancap realiza estudios para determinar si en esta zona del país la existencia hidrocarburos.



La reacción de los ambientalistas entrerrianos que se oponen al Fracking (fractura hidráulica), los llevó a que siguieran paso a paso los movimientos de estos pesados transportes de cargas desde que partieran desde Buenos Aires, y cuando lo hicieron, unas 30 personas de distintas asambleas de la provincia de Entre Ríos interceptaron la marcha de los vehículos, obligándolos a detenerse sobre la banquina de la ruta 015, a unos cinco kilómetros del puente de Salto Grande.

Los piqueteros argumentaron que esos estudios sísmicos de Ancap pueden terminar contaminando al Acuífero Guaraní y las aguadas naturales, además de la producción de alimentos.



Desacato

Los camiones permanecieron inmovilizados y se constataron luego daños en los precintos de las cargas, haciendo que los responsables de la empresa transportista y de la propietaria de los vibradores radicaran una denuncia ante la Gendarmería Nacional, la que fue derivada a un juzgado de Concepción del Uruguay para su resolución.

La resolución de la magistrada actuante, Florencia Gómez Pinasco, fue que los piqueteros fueran desalojados de la ruta y se permitiera la libre circulación de los camiones en cuestión hasta el puente de Salto Grande.




Sobre las 23.30 del sábado, unos 40 efectivos de Gendarmería Nacional se aproximaron hasta donde se encontraban acampados los piqueteros ambientalistas y les notificaron de la orden judicial, intimándolos a abandonar el lugar de forma pacífica.

Lejos de acatar la decisión judicial, los gendarmes debieron recurrir a la fuerza para cumplir con el trámite, derivando además en la detención de cuatro personas que se encuentran incomunicadas en una dependencia de la Gendarmería en Concordia, y que en la jornada de hoy lunes serán trasladadas a declarar ante la jueza Gómez.



0
0
0
0
0No comments yet
      GIF
      New