Check the new version here

Popular channels

Los vegetarianos tienen menos riesgo de morir a causa de una

Los vegetarianos tienen menos riesgo de morir a causa de una enfermedad



Los estudios muestran que una dieta basada en verduras, frutas, cereales y legumbres reduce la presión arterial y las posibilidades de una muerte prematura

Los nutricionistas suelen insistir en que hay que comer de todo; que una dieta saludable es aquella que, desde el equilibrio, se compone de verduras, legumbres, frutas, leche y derivados, huevos, pescados y carnes. O como decía Grande Covián, “hay que comer de todo, pero en plato de postre”. Sin embargo, el vegetarianismo sigue ganando adeptos.

Los estudios muestran que una dieta basada en verduras, frutas, cereales y legumbres reduce la presión arterial y las posibilidades de una muerte prematura por enfermedades cardiovasculares, además de prevenir la diabetes. Además, las verduras son protectoras frente algunos tipos de cáncer como los de pulmón, estómago y boca.

Sin embargo, los motivos por los que se adopta una dieta vegetariana son diversos. Desde la sensibilidad con los animales a los beneficios para la salud o la conciencia ecológica, ya que relacionan la ganadería extensiva con la destrucción del medio ambiente y el aumento del CO2 y el metano.

De ese modo hay también diferentes maneras de ser vegetariano. Desde el vegano, persona que basa su dieta en productos obtenidos de la tierra, hasta aquellos que incorporan leche y huevos en su dieta diaria, pasando por vegetarianos que admiten el consumo de pescado y hasta los flexivegetarianos, que consumen ocasionalmente carnes blancas.

Consume frutas y legumbres

El consumo de legumbres y productos integrales como el arroz y el trigo son primordiales. Según la Comisión Europea, las legumbres se consideran un tesoro por las proteínas que aportan y son comparables con las de la carne. Además, alimentos cotidianos en la dieta vegetariana como la fibra soluble, los frutos secos, los esteroles vegetales (legumbres, las semillas, los cereales integrales), la soja, los flavonoides y otros fitoquímicos reducen las posibilidades de enfermedades cardiovasculares.

El consumo de fruta y verdura, de 5 a 10 piezas diarias, reduce la presión arterial, y un estudio realizado en 2010 revela que existen beneficios preventivos para las personas con riesgo de desarrollar diabetes tipo 2 con la ingesta de verduras, cereales integrales, legumbres y frutos secos.

Según un estudio de la Universidad de Oxford de 2002, la población que sigue una dieta vegetariana tiene un riesgo inferior a la morbimortalidad (muerte causada por enfermedades). Además, las frutas y verduras son protectoras frente al cáncer de pulmón, boca, esófago y estómago ya que contienen una compleja mezcla de fitoquímicos con una potente actividad de antioxidante, antiproliferativa, según el World Cancer Research Fund.
0
0
0
0No comments yet