Descargá la app
Danos tu opinión
Anuncie en Taringa!
Sobre nosotros
Ayuda
Reglas de la comunidad
Desarrolladores
Denuncias
Reportar Abuso - DMCA
Términos y condiciones
Reportar un bug
  1. Noticias y actualidad
  2. »
  3. Otros países

"Magnetto me amenazó de muerte a mí y a mi hija"

NO DENUNCIES AQUÍ ESTÁ LA FUENTE
http://uol.elargentino.com/nota-181748-seccion-109&Redirect=false-Magnetto-me-amenazo-de-muerte-a-mi-y-a-mi-hija.html#
SI DENUNCIAS ESTÁS EN CONTRA DE LA VERDAD


"Magnetto me amenazó de muerte a mí y a mi hija"

Lidia Papaleo declaró en el Circuito Camps y aseguró que el CEO de Clarín la coaccionó para que vendiera Papel Prensa. Narró sus días de detención en Puesto Vasco.


Lidia Papaleo de Graiver aseguró que el CEO del grupo Clarín, Héctor Magnetto, la amenazó de muerte para que vendiera Papel Prensa. Lo hizo al declarar en el juicio que se realiza en La Plata por los crímenes de lesa humanidad cometidos en el denominado Circuito Camps. En la misma audiencia declaró Rafael Ianover, ex vicepresidente y accionista de la empresa de papel para diarios que fue despojada a la familia Graiver durante la dictadura cívico militar. En el inicio de las declaraciones por los hechos cometidos en el centro clandestino de detención conocido como Puesto Vasco también hablaron el ex ministro del ex gobernador bonaerense Victorio Calabró, Alberto Líberman y el ex funcionario Juan Destéfano.

“Lo que recuerdo es que yo estuve con el señor Magnetto y recuerdo claramente sus amenazas y la forma en que me miraba”, dijo Papaleo en el inicio de su relato ante el Tribunal Oral en lo Criminal Federal Nº 1 que juzga a 25 represores por crímenes cometidos contra 280 víctimas cometidos durante la última dictadura cívico militar por la policía de Ramón Camps.

–¿En qué consistían las amenazas? –indagó el presidente del tribunal, Carlos Rozanski.
–Las amenazas eran que había que firmar o perdíamos la vida mi hija (María Sol Graiver), yo y mi familia. O sea, las amenazas eran amenazas de muerte.
–¿Qué era lo que había que firmar? –insistió el juez.
–La venta de Papel Prensa. No había opción de no vender.

La mujer recordó esa reunión de noviembre 1976 en la que también estuvieron, aunque en otros sectores del edificio, sus suegros y su cuñado con Benito Campos Carlés y Bartolomé Mitre. También contó que siguieron otros encuentros y que cuatro meses después firmó los últimos papeles que terminaron con la venta de Papel Prensa y su final traspaso a los diarios Clarín, La Nación y La Razón.

“El día 9 de marzo de 1977 firmé el reconocimiento de que tengo la patria potestad sobre mi hija y que estoy de acuerdo con que se vendan las acciones de Papel Prensa. Cinco días después desaparezco yo”.

Lidia Papaleo contó que fue secuestrada el 14 de marzo y que fue llevada al campo Puesto Vasco, como se conocía al destacamento policial de Don Bosco. Junto con ella fue secuestrada toda la familia: los padres de su marido, Juan y Eva, y su cuñado, Isidoro, había caído en manos de la dictadura.

En ese centro clandestino recordó que la torturaron “desde el primer día”. Y remarcó: “Fui una de las personas más torturadas de ese grupo”. “Estoy dejando de lado todo el folclore de lo que ocurría ahí, es decir, que me pegaban, escupían, me torturaban y eyaculaban encima, pero preferiría englobar esto en maltrato y no dar más detalles", dijo la viuda de David Graiver. Y recordó que todos advirtieron cuando Gabriel Rubistein murió en la tortura.

La mujer contó que mientras estaba secuestrada fue retirada del centro clandestino y llevada a la jefatura de Policía de La Plata, ubicada en 2, entre 51 y 53, donde actualmente funciona el Ministerio de Seguridad provincial, donde el jefe de la Bonaerense, el coronel Ramón Camps, la obligó a entregar acciones del diario La Opinión.

En esa reunión estuvo junto al también secuestrado empresario de medios Jacobo Timerman y el imputado en la causa Norberto Cozzani, a quien describió como “una persona de una violencia desmedida, que generaba pánico” y como quien estaba encargado de torturarla.

Recordó que en ese encuentro discutió con Timerman y que Cozzani la llevó caminando hasta la casa del abogado platense Julio Sager, quien tenía a resguardo las acciones al portador del diario La Opinión.

La mujer contó que en el Puesto Vasco permaneció hasta Semana Santa, cuando fue trasladada a otro centro clandestino en el que fue testigo del nacimiento de una bebé. “No recuerdo el nombre de la mujer, sólo que pidió que a su hija le pusieran María”, dijo.

Papaleo fue llevada luego al departamento de policía de Buenos Aires donde permaneció hasta julio de ese año, cuando fue llevada a la cárcel de Devoto. Permaneció presa de la dictadura en distintos penales hasta el 24 de julio de 1982, cuando recuperó la libertad.

Afiliación. Durante su declaración, Lidia Papaleo se manifestó "orgullosa" de la presidenta Cristina Fernández y confesó que, a pesar de que a lo largo de toda su vida se había mantenido al margen de la política, la semana pasada decidió afiliarse al peronismo.

"Lo hago por primera vez en la vida", dijo. Y agregó: "Lo hago porque estamos en un momento histórico". En declaraciones a la prensa tras su declaración dijo que se había afiliado en la Unidad Básica de Guillermo Moreno, ubicada en avenida Cabildo 4414 de Capital Federal.
0
0
0
0No hay comentarios