Check the new version here

Popular channels

Mark Zuckerberg el odiado del barrio.


Mark Zuckerberg, el creador de Facebook, es el vecino más odiado de su barrio.

Vecinos de Dolores Heights se quejan del ruido y los pocos lugares de estacionamiento causados por la remodelación de la casa de Mark Zuckerberg, que está haciendo una millonaria inversión.

Tener como vecino a Mark Zuckerberg, el millonario joven creador de Facebook, es un dolor de cabeza para sus vecinos Dolores Heights.

Es que este tranquilo barrio de San Francisco, California, no están muy conformes con la presencia del empresario, que vive en una casa valuada en 10 millones de dólares y que en pocos meses se ha convertido en una fortaleza.

Pero a la casa de Zuckerberg se le han hecho varias modificaciones en los últimos 17 meses. Una de las principales quejas es que no pueden estacionar sus autos afuera de sus casas como les corresponde hacerlo. Docenas de trabajadores se ocupan de colocar nuevo cableado de fibra óptica, una cocina integral y de terminar de remodelar los baños.

De acuerdo con los registros públicos, los contratistas de Zuckerberg han tramitado no menos de 10 permisos por algunos millones de dólares, para los trabajos de construcción, que permitirían hacer modificaciones a una casa que data del año 1920.

El permiso para modificar la cocina y los seis baños es por 60 mil dólares, pero hay varios que son más costosos: 720 mil dólares para crear una oficina, un cuarto multimedia, medio baño, vestidor, cuarto de lavandería, una cava y bar. Además, un nuevo segundo piso con medio baño, así como la remodelación de la segunda, tercera y cuarta plantas; 750 mil dólares adicionales destinados a la parte trasera y lados de la casa, reconfiguración del jardín y restauración de ventanas; 25 mil dólares para hacer que el cuarto piso sea legalmente habitable, agregar un baño y convertir una parte del techo en terraza.

Además se agregó una cochera subterránea con una plataforma que gira y así puedan salir con más facilidad los autos.

Los vecinos dicen que los problemas de ruido y para transitar por las calles son reales, sin embargo, argumentan que es difícil hablar de ello porque se trata de gente de dinero.

De acuerdo con el encargado de la obra han trabajado entre 40 y 50 empleados diario en la propiedad desde que la construcción comenzó en abril del 2013. Sin embargo, dice que se ha tratado de causar las menores molestias posibles y que las aceras se han mantenido limpias.

0
0
0
0
0No comments yet