Canales populares

Más de 20 familias frenaron un desalojo

Más de 20 familias frenaron un desalojo

Más de 20 familias rosarinas resistieron un desalojo en el barrio San Francisquito. Viven al costado de las vías del tren que cruzan las calles Caferatta y San Nicolás a la altura 2700. A principios de septiembre los vecinos del barrio recibieron la notificación de que iban a ser desalojados, sin explicación. A partir de este momento comenzaron a organizar encuentros y asambleas para enfrentar el desalojo. Hoy era la fecha en que lo iban a ejecutar y lograron que se suspenda.
Jazmín Levi - La Izquierda Diario




El desalojo fue solicitado por la empresa Belgrano Cargas.

​Si bien recibieron la notificación en el corriente mes, es una causa que lleva más de cinco años. La fecha en que los iban a sacar de sus casas era el 23 de septiembre por lo cual diferentes agrupaciones políticas y sociales se hicieron presentes para unificar fuerzas. A lo largo de la lucha, la organización no gubernamental Casa de Todos los acompañó y ayudó a que organicen asambleas donde participaban todas las familias para reclamar su derecho a la vivienda digna.

Leonardo, uno de los vecinos afectados contó a Izquierda Diario que en estos días fueron a realizar reclamos al Concejo Deliberante de Rosario y también a los Tribunales en donde no les daban respuestas concretas. “Hoy frenamos el desalojo con el apoyo de la gente que vino pero la municipalidad no hizo nada para frenarlo”, expresó Leonardo.

Las familias que habitan el lugar desde el 2007 desconocían que el terreno era de Belgrano Cargas S.A y construyeron sus casas con mucho esfuerzo y con sus propias manos para poder tener una vivienda y no terminar en la calle. En la mañana de este martes un oficial junto a un operativo policial fue al barrio a ejecutar el desalojo. Con organización, lucha y fuerza lograron frenar el atropello de una empresa. “Nosotros vamos a seguir luchando y vamos a ir donde sea necesario. Nos vamos a seguir reuniendo para reclamar por nuestros derechos”, explicó Leonardo a Izquierda Diario.

Hubo varias horas de negociación entre los abogados de Casa de Todos, junto a representantes de los vecinos y el apoderado legal de Belgrano Cargas Fernando Masulán acompañado por el oficial de justicia, Arturo Astrada. Llegaron al acuerdo de dejar sin efecto momentáneamente el desalojo y convocar a una audiencia en el juzgado de Alberto Bonino –magistrado que entiende en la causa– a la que serán citadas todas las partes, para generar una instancia de mediación.

Un vecino de la zona, que se identifica como Pajarito explicó al medio local enREDando que el terreno fue comprado a “un tercero” de manera precaria y sin papeles de por medios y que todos los que construyeron sus casas en ese territorio son trabajadores que cobran menos de cinco mil pesos y no están en blanco. A pesar de los obstáculos que atraviesan día a día siguen luchando por una vivienda digna. Este martes en el barrio San Francisquito, la resistencia venció a un desalojo injusto.
0
0
0
0No hay comentarios