Check the new version here

Popular channels

Melina - Violación planificada

Tres de los detenidos planearon 15 días antes abusar de Melina.

Querían drogarla y violarla; una testigo escuchó una conversación clave.



La fiesta de alcohol y drogas a la que fue llevada Melina Romero la madrugada en la que la mataron había sido planeada desde hacía 15 días antes por tres de los sospechosos apresados por su presunta responsabilidad en el homicidio de la adolescente, de 17 años.

"Dos semanas antes que se llevaran a Melina cuando salía del boliche, el «Chavito» venía diciendo que iba a drogar a Melina y la sometería sexualmente junto con «Toto» y «El Narigón». El día del cumpleaños la fueron a buscar al baile. Después, en ese mismo auto, pasaron por mi casa", explicó Melody, la testigo presencial del homicidio de Melina, quien había desaparecido el 24 de agosto pasado, cuando salía del boliche Chankanab, en el centro de San Martín.

Ayer se presentó en la fiscalía una vecina del mencionado local y afirmó que la madrugada en que desapareció la adolescente escuchó gritos de jóvenes. Según la mujer, uno de los chicos gritaba: "Vení Meli. Subí". En ese momento, la chica respondió: "No subo nada porque me van a matar".

A partir de la secuencia reconstruida por los policías, se habría determinado que esas voces pertenecerían a Melina y a los jóvenes que la fueron a buscar a la salida del boliche, y siguieron a la adolescente durante casi dos cuadras, después que un joven, identificado como Fernando, la había acompañado hasta la parada de colectivos.

En su declaración, la testigo, que vive a dos cuadras del boliche, identificó voces y diálogos, pero no a personas. El único dato que aportó sobre el vehículo fue que era negro. Este detalle coincidiría con la descripción del automóvil que aportó Melody, la principal testigo del homicidio de Melina a quien la jueza de Garantías del Fuero de Responsabilidad Penal Juvenil de San Martín, María Eugenia Arbaletche, le creyó cuando decidió dictar el procesamiento y prisión preventiva del sospechoso identificado como "Toto", quien hasta el momento es el único menor preso por su presunta responsabilidad en el asesinato.

Durante las últimas horas, tanto la policía como los fiscales María Fernando Billone y Mateo Guidoni se abocaron a cruzar todas la pruebas que se incorporaron en el expediente luego del hallazgo del cuerpo de la víctima y, además, solicitaron las grabaciones de las cámaras de seguridad instaladas cerca de la casa de la testigo y del boliche para tratar de identificar el automóvil en el que siguieron a Melina desde el local bailable hasta la parada de colectivos. Una de esas cámaras de seguridad pertenece a una estación de servicio.

En tanto se conocieron más detalles de la declaración de la única testigo presencial del asesinato. Melody dijo que la fueron a buscar a su casa en un automóvil. Al volante estaba un muchacho mayor de edad, de rulos y que tenía una gorra. En el asiento del acompañante, la testigo ubicó al sospechoso conocido como "Chavito" con Melina sentada arriba suyo. Mientras que atrás estaban "Toto" y "El Narigón", según aseguró.

El conductor del vehículo, otro mayor identificado como César, quien se presentó como "padre del corazón" de "Toto" y un hombre que habría colaborado con la tarea de desprenderse del cuerpo, eran hasta anoche los tres prófugos del caso.

Según el abogado Marcelo Biondi, que representa a la familia de la víctima, "a Melina la mataron porque se negó a ser abusada. La testigo presencial afirmó que «El Narigón» y «Toto» fueron los primeros en atacarla y, cuando estaba en el piso e indefensa por las lesiones que sufrió a raíz de los golpes, la sometieron sexualmente. Luego, «Chavito», se sumó a la violación", declaró.
0
0
0
0
0No comments yet