Murió cuando festejaba haberse curado de cáncer



Mientras batallaba contra el cáncer de pecho que la afectaba, Geraldine Jones –una mujer inglesa de 51 años, madre de dos hijos- escribió una lista de cosas que iba a hacer si lograba superar esa condición, una de la cuales resultó ser montar a caballo.
La buena noticia llegó y por eso, Jones se dispuso a disfrutar de una cabalgata por la playa de Llangennith, ubicada en la península de Gower, al sur de Gales, en ocasión de una visita que hizo a unos amigos.
Sin embargo, el destino le jugó una mala pasada y la mujer cayó del caballo a mitad del paseo y sufrió serios golpes en su cabeza, consignó el Daily Mail.
Un equipo de rescate de la guardia costera se hizo presente con un helicóptero para trasladar a Jones pero la mujer fue declarada muerta durante el viaje.