Popular channels

Nace a las 26 semanas de embarazo y tiene una milagrosa tran

Nace a las 26 semanas de embarazo y tiene una milagrosa transformación



El bebé estuvo internado 80 semanas en un hospital de cuidados intensivos para neonatales./ Foto: Cortesía: Capturing …


-Texto: Karina González Fauerman
Erica Pruett tenía 26 semanas de embarazo cuando empezó a tener complicaciones y tuvo que ir al hospital de emergencia. Y así, sin planearlo y con 14 semanas de adelanto,  su esposo Jarred y ella se convirtieron en padres de su hijo Walker.
El peso del bebé  fue de una libra y tres onzas (538 gramos). Lo atendieron de emergencia en el Neonatal Intensive Care Unit (NICU) en Salem, Carolina de Norte. De acuerdo con las enfermeras, Walker ni siquiera se consideraba un prematuro, sino un micro prematuro.


Como necesitaba condiciones especiales, el pequeño tuvo que ser cuidado en una incubadora y tener un respirador que le ayudara a oxigenar sus pulmones. Los doctores estaban preocupados sobre sus habilidades, ya que había nacido demasiado pequeño. Ellos saben que cada día que el bebé se desarrolla dentro del vientre materno incrementa su sobrevivencia, pero en su caso, se había adelantado demasiado.


Poco a poco, el pequeño Walker empeó a tener una milagrosa recuperación. / Foto: Cortesía Capturing Hopes Phot …
Cuando su mamá pudo cargarlo, Walker tenía 5 decías de haber nacido. Erica no cabía de la alegría, pero también tenía mucha preocupación de verlo tan increíblemente frágil.



Poco a poco, y con cuidados intensivos, el delicado bebé empezó a adquirir peso y masa corporal.
En el día 44, tomó pecho por primera vez y en el 48 pudo probar leche en botella. Veinte días más adelante, fue alimentado sin un tubo especial y lo llevaron a una cuna regular.


Con el tiempo, el bebé pudo dejar la incubadora y estar en una cuna regular./ Foto: Cortesía Capturing Hopes P …

A pesar de las dificultades, Walker pudo salir adelante y sobrevivir. Lento, pero de forma segura, logró estar bien.

Completamente sano y recuperado. Al salir del hospital pesó 4 libras, 4 veces su peso inicial. / Foto: Capturing …


 
 
 
 
 
 
 
Después de estar 80 días en el NICU, Walker fue dado de alta y le permitieron irse a casa con sus papás. Ellos estaban increíblemente felices y también nerviosos: habían visto a su bebé prematuro que creció y adquirió un tamaño de 4 libras (1 kilo, 800 gramos). Una de las experiencias más mágicas en la vida de los Pruett.

Una caridad llamada Capturing Hopes Photography estuvo a cargo de documentar la transformación de Walter desde que ingresó hasta que salió del hospital. Así, bajo el nombre 100 días, los voluntarios de esta asociación grabaron un video con fotos de la evolución de Walker.  El fotógrafo Deneen Bryan fundó la organización después de perder a su bebé prematuro, ya que solo le tomó una foto mientras estuvo en el NICU. Su forma de transformar la tragedia es algo algo maravilloso e inspirador para otras mamás. Actualmente Walker Colt Pruett está bien de salud y tiene una increíble recuperación.



Los orgullosos papás felices de la recuperación milagrosa de su bebé. / Foto: Capturing Hopes Photography 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
0
0
0
0No comments yet